Vivir

Greenpeace denuncia que existen 86 "puntos negros" en las costas canarias

La organización ecologista presentó ayer un informe donde analiza el litoral español y pone de manifiesto la gran presión a la que se ve sometido por la expansión de construcciones relacionadas con la actividad turística. En cuanto al Archipiélago, hace especial mención de la "brutal presión urbanística".
EFE, Las Palmas/Madrid
1/ago/03 18:48 PM
Edición impresa

La organización ecologista Greenpeace denunció ayer la existencia de 86 puntos negros en el litoral canario debido a la "brutal presión urbanística".

Greenpeace presentó el informe "Destrucción a toda costa 2003", en el que repasa la situación de las comunidades costeras españolas y recopila datos sobre proyectos urbanísticos, puertos deportivos y comerciales, ocupación de la franja costera, destrucción de playas, contaminación y vertidos.

La organización ecologista lamenta que la "brutal presión urbanística a las que están sometidas las costas canarias amenazan gravemente su integridad", por lo que "el sector turístico comienza a asustarse y el exceso de demanda empeora mes a mes".

Considera que algunas administraciones también se han dado cuenta del "peligro", lo que ha hecho que en Lanzarote se hayan desclasificado cinco millones de metros cuadrados de suelo urbanizable, donde dejarán de construirse 25.000 camas turísticas.

El Cabildo de Lanzarote ha calculado que se ahorrará 215 millones de euros en servicios, 8.000 metros cúbicos de agua, 400.000 barriles de petróleo para producir energía, y que no se generarán alredfedor de 65.000 kilos de basura diaria y se evitará que el tráfico se incremente en más de 2.000 coches diarios.

Lamentablemente, prosigue Greenpeace, esta actuación es una excepción, ya que en Fuerteventura la justicia ha anulado el planeamiento de El Cotillo por "obedecer a intereses privados".

Además, los planes de Majanicho y Tamboril están pendientes de un proceso sancionador de la Unión Europea.

Otro de los aproblemas que detecta es que en Gran Canaria se proyecta la construcción de una decena de campos de golf a pesar de que cada uno consume en un día el agua que necesita una persona durante 34 años.

Críticas en Tenerife

Greenpeace también señala que "en Tenerife se construirá una urbanización de mil viviendas que acabará con el barrio de San Andrés, y junto a ella se ubicará un nuevo puerto deportivo y bares para 20.000 personas", según recoge en su informe en relación al proyecto de Las teresitas en la capital de la isla.

Toda esta presión, dice la asociación ecoplogista de carácter internacional que se refleja en la calidad de las playas y, en este sentido señala que un informe de la Unión Europea sobre la calidad de las aguas señala que 18 no cumplen los requisitos y afirma que las peores son las de Tazacorte, en La Palma, Bocabarranco, en Gran Canaria, y Castillo de San Gabriel y La Arena, en Arrecife, seguidas de otras trece que tampoco alcanzan niveles óptimos de calidad.

Para Greenpeace "buena culpa de ello la tienen los 63 puntos de vertidos autorizados por la Consejería de Medio Ambiente, algunos de ellos tan graves como el de Las Palmas, donde se vierte la mitad del agua residual de la ciudad sin depuración alguna, lo que ha motivado la apertura de una investigación por parte de la UE", agrega.

Por otra parte, también indica que las aguas de las Islas Canarias se ven "amenazadas" por los permisos para realizar prospecciones petrolíferas cerca de Lanzarote y Fuerteventura, lo que ha provocado que operadores turísticos de Gran Bretaña, Alemania, Holanda, Finlandia, Noruega y Dinamarca hayan solicitado al Gobierno español que revoque el permiso porque "la demanda turística se verá duramente golpeada si el proyecto sigue adelante". La responsable de la Campaña de Costas de Greenpeace, María José Caballero, considera que se está "destruyendo nuestra principal fuente de riqueza y las administraciones autonómicas y locales son las responsables: debemos detener esta destrucción antes de que sea demasiado tarde, la conservación de la costa es la mejor garantía de nuestro futuro".