Tenerife

El Cabildo emitirá deuda pública por un valor máximo de 60 millones de euros

Las inversiones a financiar tienen que ver con el proyecto de metro ligero; actuaciones en carreteras; infraestructuras rurales, turísticas y protección del Medio Ambiente; Plan de Cooperación Municipal; instalaciones culturales, deportivas y de ocio, además de las intervenciones en patrimonio histórico.
S. LOJENDIO, S/C de Tenerife
4/ago/03 12:19 PM
Edición impresa

Uno de los puntos tratados en el pleno extraordinario de la Corporación insular que se desarrolló el pasado jueves, 31 de julio, tuvo que ver con la propuesta de emisión de deuda pública por parte del Cabildo de Tenerife, fijada en un valor máximo de 60 millones de euros y apta para la materialización de la Reserva de Inversiones de Canarias (RIC)..

Tal y como señaló el consejero de Presidencia y Hacienda, Víctor Pérez, "esta cantidad nos permitirá sufragar parte de las inversiones contenidas en el presupuesto para el ejercicio 2003".

En concreto, los capítulos a financiar con la emisión de deuda prevista para este año son las referidas al proyecto de metro ligero entre Santa Cruz y La Laguna, que representa una cifra de 12.907.512 euros; también por lo que se refiere a las actuaciones en carreteras, sobre una estimación de 11.013.059 euros; se incluyen las infraestructuras rurales y turísticas, así como el capítulo dedicado a la protección del medio ambiente, que alcanza un valor fijado en 13.975.543 euros; al Plan de Cooperación Municipal le corresponden 8.973.986 euros, mientras a las instalaciones culturales, deportivas y de ocio se destinan un total de 8.443.737 euros, y, finalmente, 4.669.163 que le corresponderían a las intervenciones en el patrimonio histórico.

Orden de prioridades

El listado anterior se tomará como orden de prelación de cara a la asignación de obras a financiar, en el caso de que el importe final de la suscripción sea inferior a los 60 millones de euros,

Además, el acuerdo establece que la relación de gastos relacionados no tienen la consideración de financiación afectada, por lo que podrán ser autorizados y comprometidos, aún cuando no hayan sido obtenidos los fondos de la emisión de deuda, y siempre y cuando existan recursos ordinarios para su financiación.

De igual forma está recogido que el listado anterior podrá ser modificado en función de la evolución de los expedientes administrativos de adjudicación y ejecución física de las obras, sustituyéndose por otras inversiones incluidas en el presupuesto de 2003, a cuyos efectos el Pleno facultó al consejero de Presidencia y Hacienda.

El dictamen contó con la consideración del Servicio de Gestión Financiera y Tesorería de la Corporación insular, a través de la emisión de un informe técnico, así como de los informes favorables emanados de Intervención General y Secretaría.

En el primero de ellos se analiza la capacidad financiera de la Corporación, en el sentido de las posibilidades objetivas para hacer frente a las obligaciones que se deriven de la citada operación.

Por su parte, en el segundo de los informes se advertía que para la adopción del correspondiente acuerdo era necesario el voto favorable de la mayoría absoluta del número legal de miembros de la Corporación insular, una circunstancia que se cumplió gracias al apoyo de los 14 votos procedentes del grupo de Gobierno, a los que se sumaron los tres llegados desde los sillones de los consejeros del Partido Popular, frente al voto negativa que a mano alzada manifestaron los nueve representantes del PSC-PSOE.