Internacional

Rabat impulsa en El Aaiún la construcción de viviendas para los refugiados saharauis


EL DÍA, S/C de Tenerife
11/ago/03 19:02 PM
Edición impresa

EL DÍA, S/C de Tenerife

El ministro marroquí de Interior, Mustafa Sahel, inauguró ayer en El Aaiún, la capital administrativa del Sáhara Occidental, la construcción de 3.500 viviendas, de las que una parte será reservada a los refugiados en los campos del Polisario en Tinduf (sur de Argelia), informaron fuentes oficiales.

Este proyecto, valorado en 174.350.000 dirhams (unos 17.435.000 dólares), forma parte de un plan estratégico para la construcción en todo el territorio del Sáhara Occidental de 20.000 nuevas viviendas, financiadas por el presupuesto del Estado.

Además de los refugiados en Tinduf, el proyecto beneficiará también a los habitantes de los campos Al Wahda (unidad), que son las personas que están en las ciudades saharauis y que vinieron de las zonas del norte limítrofes con el territorio del Sáhara Occidental para pedir su derecho a participar en el referéndum de autodeterminación.

Esta actividad de Sahel en el Sáhara forma parte de una campaña marroquí para fortalecer la situación de Marruecos en este territorio tras la resolución de la última reunión del Consejo de Seguridad de la ONU sobre el plan de James Baker, representante personal del secretario general de la ONU, Kofi Annan.

El Consejo aprobó la semana pasada una resolución que extendía el mandato de la MINURSO hasta el 31 de octubre y daba apoyo al plan de paz diseñado por el ex secretario de Estado norteamericano, que prevé unas elecciones autonómicas en el primer año para el Sáhara Occidental, seguidas de un referéndum de autodeterminación en un período de cuatro o cinco años. Sahel se reunió ayer con notables del Sáhara Occidental, que expresaron su rechazo a dicho plan.

El "plan Baker" fue aceptado por el Frente Polisario, apoyado por Argelia, pero Marruecos aún muestra su firme oposición a aceptarlo, aunque está abierto a negociar.