Tenerife

Pérez ordena al PSC "ceñirse" a defender el puerto de Granadilla


EL DÍA, S/C de Tenerife
19/sep/03 12:20 PM
Edición impresa

A través de un documento de carácter interno emitido por la Comisión Ejecutiva Insular del PSC, que comenzó a circular desde el martes en las filas de este partido, el secretario general de los socialistas tinerfeños, Santiago Pérez, ha fijado cuáles son las líneas básicas que deberán cumplir los alcaldes, portavoces en la oposición y secretarios generales, en relación a los pronunciamientos públicos referidos al proyecto de puerto industrial de Granadilla, hasta tanto no se haya concretado una posición sobre el asunto.

En este sentido, la Comisión Ejecutiva Insular sintetiza en cinco puntos el guión al que deben ceñirse sus representantes públicos.

El primer punto abre con el dictado de que "los socialistas tinerfeños defienden desde los años 90 la conveniencia de que exista un puerto ligado al Polígono Industrial de Granadilla", mientras el segundo, que está relacionado con la definición del proyecto de puerto que Tenerife necesita construir en este municipio del sur de la Isla, establece que "los socialistas defendemos intransigentemente el respeto de todas las disposiciones legales en materia ambiental, incluida la normativa europea, nacional y regional".

El punto tercero dice literalmente: "Los socialistas de Tenerife estamos a favor de que el Puerto de Granadilla y las instalaciones portuarias de Santa Cruz de Tenerife tengan carácter complementario".

A continuación, la cuarta medida determina que "los socialistas de Tenerife no compartimos el objetivo de que la actividad portuaria de carácter comercial, a excepción del tráfico de pasajeros y cruceros que actualmente se desarrolla en las instalaciones de Santa Cruz, sea trasladada a Granadilla, porque consideramos que esta actividad portuaria desempeña un papel muy importante en la economía de toda la zona metropolitana".

En el quinto y último punto se destaca cómo "es perfectamente posible recuperar para la ciudad amplios espacios del litoral dedicados a la actividad portuaria, sin que ese objetivo conlleve una reducción de la importante actividad portuaria de Santa Cruz y toda la zona metropolitana".

Por su parte, el presidente del grupo socialista en el Cabildo de Tenerife, Antonio Martinón, celebraba ayer con alegría el hecho de que el titular de la Corporación insular, Ricardo Melchior, se opusiera al proyecto de construcción de un macropuerto en Granadilla, "una infraestructura que desde hace años ha venido defendiendo Coalición Canaria con el objetivo de desmantelar el puerto de Santa Cruz", señaló.

Después de ceñirse al desarrollo de las ideas contenidas en esos cinco puntos que les han sido recomendados a los portavoces socialistas por parte de la Comisión Ejecutiva Insular, Antonio Martinón explicó que el grupo socialista ha previsto presentar en el próximo pleno una moción sobre la política portuaria.

En este sentido, Martinón se mostró confiado en que el diálogo que se produzca entre las distintas fuerzas políticas representadas en el Cabildo "permita un acuerdo común, que debe obligar a modificar la actual posición de la Autoridad Portuaria, presidida por un dirigente de Coalición Canaria, pues resulta inadmisible que pretenda sacar adelante un proyecto de puerto en Granadilla con la oposición frontal de nacionalistas y socialistas", concluyó.