Dinero y Trabajo
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Oramas (CC) da por hecho que no habrá Presupuestos y augura elecciones anticipadas leer
LUIS SUÁREZ TRENOR PRESIDENTE DE LA AUTORIDAD PORTUARIA

"Granadilla dará oxígeno al puerto de Santa Cruz"


CARMEN SANTANA, S/C Tfe.
21/sep/03 15:59 PM
Edición impresa

Luis Suárez Trenor está plenamente convencido de que "contar con la alternativa de Granadilla dará oxígeno al puerto de Santa Cruz", que ganará terreno para ampliar negocio y convertirse en el vértice del tráfico Sur/Sur. Y, desde esa convicción, deja claro de entrada que no está dispuesto a entrar en polémicas estériles. Lo único que le importa es dar información de primera mano, en esta entrevista con EL DÍA , acerca de en qué consiste exactamente el proyecto del puerto comercial de Granadilla, una infraestructura que ha sido declarada "ambientalmente viable" por el Ejecutivo central, cuenta con financiación comunitaria y que la Autoridad Porturia de Santa Cruz de Tenerife considera que dará respuesta a la necesidad de ampliar el negocio portuario de Tenerife y Canarias.

-¿Está realmente agotada la capacidad de crecimiento en su actual ubicación del puerto de Santa Cruz?

-A esta conclusión han llegado organizaciones económicas tan reputadas como la CEOE-Tenerife y la Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Santa Cruz de Tenerife. Y en un plano institucional, se han pronunciado también en este sentido desde el ayuntamiento capitalino hasta el Cabildo insular.

-En los últimos días, políticos con peso específico en Tenerife han hablado de la ampliación vía Granadilla, y no todos para posicionarse precisamente con un rotundo "sí" a favor del actual proyecto de la Autoridad Portuaria tinerfeña.

-No voy a polemizar. Sólo diré que considero que casi todos los políticos que han hablado en los últimos días están diciendo lo mismo, sólo que desde distintos enfoques. Todo depende del grado de profundidad de su conocimiento sobre el proyecto en que trabaja la Autoridad Portuaria, que siempre ha tenido la firme decisión de que el puerto de Santa Cruz conserve en el futuro el nivel que tiene en la actualidad, pero explotando al máximo sus posibilidades de ampliar negocio.

-Las dimensiones del nuevo puerto...

-Sobre las medidas del puerto de Granadilla, de las que todos han hablado, unos con más conocimiento del proyecto que otros, esa es la verdad, quiero precisar que los trámites que se han hecho y la financiación conseguida es exclusivamente para hacer la primera fase de Granadilla, que ocupará un kilómetro y medio de línea de costa. La posibilidad de seguir ampliando se deja al criterio de las futuras generaciones. Lo que le preocupaba mucho a esta Autoridad Portuaria era evitar que lo que se haga ahora pueda convertirse en un obstáculo en el futuro; dejar el terreno despejado para la posible toma de nuevas deciciones estratégicas sobre las infraestructuras portuarias de Tenerife.

-¿Cómo será la reconversión del puerto de Santa Cruz?

-Todo esto de que estamos hablando forma parte de una estrategia que, en su día, esta Autoridad Porturia plasmó en un documento titulado Plan Estratégico del Complejo Portuario de Tenerife. Todas las actuaciones, que en el caso específico del puerto de Santa Cruz están reflejadas en el PIOT y en el Plan General de Santa Cruz, se han diseñado teniendo en cuenta el conjunto: Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro. Hecha esta precisión, diré que el puerto de Santa Cruz seguirá moviendo el mismo número de toneladas de mercancía que hasta ahora, unos 17 millones. La alternativa de Granadilla nace para ampliar negocio, no para restar dinamismo al recinto portuario de la capital. La Dársena de Anaga, lo que conocenos de toda la vida como el muelle, la Dársena del Dique del Este y la Dársena Pesquera no sólo van a seguir teniendo las actividades de siempre, sino que liberadas de la tensión por la falta de espacio que tiene en este momento el puerto de Santa Cruz, van a ser capaces de especializarse y de mejorar nuestra competitividad. La eficacia y la eficiencia y la calidad de servicio ya la estamos dando en este momento en el puerto, que, con imaginación ha superado la escasez de espacio y ha mejorado su capacidad para mover pasajeros, contenedores, etcétera. La dársena pesquera, en la que estamos haciendo rellenos, ya está lista para atender las necesidades de la ZEC. Las naves de Sofitesa están prácticamente llenas. Y vamos a seguir avanzando. Estamos poniendo actividad económica como puerto en el municipio de Santa Cruz. El nuevo reto ahora está en demostrar que somos capaces de rentabilizar el mercado de los cruceros de turismo. En esta Autoridad Portuaria, hace unos pocos años estábamos en 100.000 cruceristas y este año acabaremos por encima de los 450.000. Y seguiremos mejorando. Habrá una terminal dedidaca a coches. Cuando tengamos más espacio podremos darle valor añadido, a lo mejor ser el centro de distribución de coches del Archipiélago. La alternativa de Granadilla dará oxígeno al Puerto de Santa Cruz.

-Hablemos del proyecto puerto- ciudad.

-Vamos a ser capaces de satisfacer las demandas de los ciudadanos de tener más acceso al mar sacando del mercado portuario, de manera estricta, la Dársena de los Llanos. La idea es darle vida al frente marítimo de la ciudad y generar más riqueza con actividades como las que se desarrollarán en el Auditorio. Trabajando juntos ayuntamiento y Autoridad Portuaria, siempre en el marco del PIOT, vamos a ser capaces de conseguirlo. La fórmula para sacar el máximo partido al puerto de Santa Cruz es ésta. Y, si no sacamos adelante el proyecto complementario de Granadilla tal y como está diseñado o, en su defecto, algo muy parecido, Tenerife se convertirá en una isla menor. El que se queda quieto se muere, en términos de capacidad para competir.

-¿Es imprescindible poner en marcha en Granadilla un puerto de contenedores y distribución con África?

-Prefiero hablar de la Dársena de Granadilla del puerto de Tenerife que de puerto de Granadilla.Y, por supuesto, me pone la carne de gallina, por su componente malévola, el que algunos hablen de puerto industrial de Granadilla. Eso era un proyecto antiguo que, afortunadamente, no se hizo. La Dársena de Granadilla es imprescindible para complementar la capacidad de esta Isla de mover mercancías: contenedores, tráfico rodado, paletizado o a granel. La capacidad del puerto de Santa Cruz está al límite con sus actuales 17.000 toneladas, y, según nuestros estudios, la nueva instalación de Granadilla nos permitirá crecer, con el horizonte del año 2025, hasta 30.000 toneladas.

Elegimos Granadilla, además, porque allí está proyectada una central térmica de gas que nos va a poner en mejores condiciones de ahorro energético y, desde luego, medioambientales. Todo esto nos da la oportunidad de convertirnos en un hub de distribución. Estamos en la punta sur de Europa y tenemos potencialidades para ser el escalón intermedio entre Estados Unidos y África. Hay un montón de cosas a nuestro favor para covertirnos en el vértice del tráfico Sur/Sur.

Diversificar la economía

Hay que moverse y hacer valer estas ventajas comparativas en relación a cualquier otra ciudad de nuestro entorno próximo en un radio de 2.500 kilómetros para, aprovechando esa inversión, rentabilizarla no sólo económicamente, sino, lo que es más importante, desde el punto de vista social: creando una nueva actividad, la del comercio real con África, la del transbordo de mercancías, que generará puestos de trabajo especializados y, en consecuencia, estables y bien remunerados. Como ya he dicho, hay una primera dársena que va a cumplir estos dos primeros objetivos: empezar a entrar en el mercado del transbordo y poner las bases para abrir cauces de penetración comercial en África.

-¿Cuándo empezará la obra?

-La idea es sacar el proyecto a concurso a final de año y empezar las obras a mediados de 2004.

-Colectivos ecologistas acaban de pedir una entrevista con la comisaria de Medio Ambiente para informarla de las graves consecuencias ambientales y sociales que, en su opinión, tendrá la construcción del puerto de Granadilla. El proyecto dará valor añadido al polígono industrial de Granadilla y diversificará la economía.

-Los ecologistas tienen todo el derecho a defender sus ideas, pero en este caso les falta información. No se puede arremeter contra una obra cuya primera fase cuenta con un presupuesto de 40.000 millones de pesetas y que, en un 10%, estará dedicado a garantizar la preservación del medio ambiente, con generalidades del tipo de que va a destruir los sebadales, algo insostenible, o que perjudicará al turismo, cuando la instalación turística más próxima está a tres kilómetros. Les anuncio que crearemos una fundación o similar, con total autonomía, para que que el puerto de Granadilla se mantenga como la instalación en su categoría medioambientalmente más estudiada de España. Analizará periódicamente las aguas.

"Creo que unos pocos están confundiendo a la gente dándole información errónea. En algunos casos, sin malicia, por desconocimiento, en otros con una elevada dósis de mala idea", dice el presidente de la Autoridad Portuaria, que apostilla que "en el pasado ya ha sucedido que grupos de personas de corazón reseco, amarillo, han querido parar obras vitales para el desarrollo de Tenerife". Lo importante en este momento, en opinión de Suárez, es facilitar a la gente información de primera mano. "Que tengan la tranquilidad de saber, a ciencia cierta, que el puerto comercial de Granadilla no va a estar sobre ningún sebadal (comunidades fanerógamas marinas); que está fuera del lugar de interés comunitario sebadal del sur, que empieza a 800 metros al sur del puerto de Granadilla; que sólo ocupará un kilómetro y medio de línea de costa; que no afecta a la playa del Médano, ni a las de La Tejita y La Jaquita, y que no afecta a Montaña Pelada, de interés geológico y medioambiental". Una treintena larga de estudios científicos respalda estas afirmaciones, subraya Suárez.

LUIS SUÁREZ TRENOR PRESIDENTE DE LA AUTORIDAD PORTUARIA