Dinero y Trabajo
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Tensión ante el Congreso por una protesta de pensionistas a la que acude Podemos leer

El SCH presenta una OPA sobre el 16% del capital de la petrolera Cepsa

Con esta operación, la entidad bancaria podría elevar sus derechos políticos en la compañía hasta el 49,23%. No obstante, ha anunciado que no irá más allá, ya que, según se contempla en la legislación vigente, se vería obligado a emitir otra oferta por la totalidad de la empresa.
EL DÍA/EFE, Tenerife/Madrid
27/sep/03 15:59 PM
Edición impresa

El banco Santander Central Hispano (SCH) pretende consolidarse como el accionista de referencia de la petrolera Cepsa y para ello ha lanzado una Oferta Pública de Adquisición (OPA) sobre el 16% de la compañía, lo que elevaría sus derechos políticos en la misma hasta el 49,23%.

La oferta del SCH, de 28 euros por cada acción de Cepsa, supone una prima para los accionistas de la petrolera del 17,25% respecto a la última cotización de la compañía, que el pasado jueves cerró en los 23,88 euros.

Esta operación, conocida a través de un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), provocó la suspensión de la cotización de Cepsa antes de la apertura del mercado y, según fuentes del banco, obedece a la necesidad de adaptarse a la nueva legislación vigente.

La Ley 26/2003, que entró en vigor el julio pasado, declaró ineficaces los pactos parasociales en los que los firmantes tienen una participación conjunta superior al 25% del capital de una compañía, como el de sindicación de acciones que tienen SCH y otro de los principales accionistas, la petrolera francobelga Total.

Ante esta situación, el banco que preside Emilio Botín ha decidido aumentar su participación en Cepsa y tomar un mayor protagonismo accionarial, "teniendo en cuenta especialmente la buena perspectiva de evolución de los negocios" y de actividad.

En términos económicos, Total es actualmente el principal accionista de Cepsa, con un 45,28%, y lo seguirá siendo aunque el SCH consiga finalmente hacerse con el 16% sobre el que ha lanzado la OPA, ya que su participación se elevaría al 35,9%.

No obstante, los principales accionistas de la petrolera española, como son Total, SCH y Unión Fenosa, con un 5% de Cepsa, cuentan con una sociedad, Somaen Dos, en la que han agrupado el 33,23% de las acciones de Cepsa y cuya representación política ostenta el SCH.

Esta forma de representación política seguirá vigente tras la OPA del SCH, por lo que, si finalmente el banco se hace con un 16% adicional en Cepsa, sus derechos políticos en la compañía que preside Carlos Pérez de Bricio alcanzarían el 49,23%. Fuentes del SCH indicaron que la OPA no está sujeta a ninguna condición, aunque precisaron que el banco no comprará más del citado 16%, ya que, de lo contrario, sus derechos políticos se elevarían por encima del 50% y tendría que lanzar una OPA por el 100% de Cepsa, según la legislación. Si la OPA tiene éxito y no venden sus participaciones, los accionistas de referencia, como Total, Unión Fenosa e International Petroleum Investment, que tiene un 9,5%, el capital que circula libremente en Bolsa de Cepsa se reduciría considerablemente y pasaría del 20,32% al 4,32%.

Cepsa tuvo un beneficio de 450 millones de euros entre enero y agosto, sólo once millones menos que en todo 2002, el mejor año de su historia. Además, ha reducido su deuda de los 1.400 millones de principios de año hasta los 950 millones de euros actuales.