Dinero y Trabajo

Canarias reclama a la UE que cumpla y le garantice el "presupuesto apropiado"

La nueva estrategia ha partido de la agrupación de interés económico Eurocan. Y se formula en respuesta al anuncio del comisario Barnier de que, con la ampliación al Este, las Islas pecibirán menos fondos estructurales. La última baza que queda es hacer valer su condición de región ultraperiférica.
CARMEN SANTANA, S/C Tfe
28/sep/03 15:59 PM
Edición impresa

El Archipiélago cuenta en la actualidad con una renta per cápita superior a los límites fijados por la Unión Europea para ser calificada como Región Objetivo 1 (75%), un hecho que abre la puerta a que en el reparto de los próximo Fondos Estructurales de la Unión Europea sea excluida de este grupo (el que percibe el máximo nivel de ayudas). Así lo ha reconocido en los últimos días el comisario de Política Regional, Michel Barnier, que no obstante, en línea con la tesis del Ejecutivo Autónomo, considera factible que, dada su condición de región ultraperiférica de la Unión, podrá seguir recibiendo fondos.

Ahora bien, es incuestionableque, aunque se mantuviera el mismo volumen presupuestario, Canarias recibiría menos fondos, por que el reparto se hará entre 25 Estados miembros y no 15, como hasta la fecha.

Hay que recordar que el Comisario Barnier, en la entrevista que matuvo la semana pasada con el ministro de Economía y Hacienda, Cristóbal Montoro, dijo que "Canarias seguirá manteniendo su especificidad como Región Ultraperiférica, pero recibirá menos Fondos Estructurales a raíz de la nueva política estructural, que integrará los países de la adhesión".

En este contexto, desde Eurocan se acaba de lanzar la recomendación general de que en cada contacto que se produzca a lo largo de las próximas fechas con la Administración se recuerde la necesidad de mantener un presupuesto "apropiado" para la región ultraperiférica de Canarias. Y, además, Eurocan recomienda vivamente "empezar a trabajar en lo que entendemos por un presupuesto apropiado".

La realidad es que tras la publicación del Informe Sapir, el pasado mes de julio, la propia Dirección General de Política Regional desconoce el volumen presupuestario disponible a favor de los fondos estructurales, ya que ese documento pone en tela de juicio el actual reparto presupuestario en la Unión Europea, llegando a proponer una reducción drástica de los Fondos Estructurales. Ante esta realidad, los Servicios de la Dirección General de Política Regional trabajan en la propuesta de futuro y confirman la de noviembre 2003 como fecha de publicación de su informe, no obstante se mantienen muy prudentes sobre el enfoque que van a seguir.

En cuanto a su contenido y al cómo se calculará esa reducción de fondos, de la que habla Barnier, no disponen de respuesta, ya que ésta dependerá del enfoque que se adopte en el informe sobre el futuro de la política regional.

Un noviembre movido

Así las cosas, el propio presidente del Gobierno de Canarias, Adán Martín, dijo el pasado viernes, en el marco del discurso que pronunció en el Teatro Guimerá con motivo de la celebración del XXV Aniversario de la Confederación Provincial de Empresarios de Santa Cruz de Tenerife (CEOE-Tenerife), que comparte la preocupación del empresariado isleño por la continuidad de las ayudas vía Fondos Estructurales. Admitió que es posible la pérdida de la condición de región Objetivo 1 de Canarias, al superar la renta media comunitaria, y que las ayudas del REA, esenciales para la supervivencia de la industria agroalimentaria, corren el riesgo de ser revisadas a la baja. Pero se apresuró a añadir, con voz rotunda, que "nos queda aún una importante baza que vamos a jugar sin faroles, con la razón que nos asiste por ser una región ultraperiférica con derechos históricamente reconocidos, como es el encaje en la nueva Constitución europea del artículo 324, que reconoce nuestras singularidades".

En ese mismo acto, el máximo responsable de la CEOE-Tenerife, José Fernando Rodríguez de Azero, aludió a que el Producto Interior Bruto (PIB) per cápita en las Islas, a finales de los años 70, era del 60% de la media de la Unión Europea, "encontrándonos actualmente en torno al 80%".

a