Internacional
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Tensión ante el Congreso por una protesta de pensionistas a la que acude Podemos leer

Un nuevo atentado en Colombia deja como resultado 10 muertos y 48 heridos

La acción, que ha sido atribuida al grupo terrorista Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, se perpetró en una de las zonas más concurridas del centro de la ciudad de Florencia utilizando una motocicleta cargada con cinco kilos de un potente explosivo.
EFE, Colombia
29/sep/03 20:28 PM
Edición impresa

Al menos diez muertos, entre ellos un niño, y 48 heridos provocó ayer un nuevo atentado con motocicleta-bomba en la ciudad colombiana de Florencia (suroeste), atribuido por las autoridades a guerrilleros de las FARC.

La motocicleta, cargada con 5 kilos de un explosivo conocido como "R-1", estalló a las 3.00 de la madrugada (8.00 GMT) en el centro de Florencia, capital del departamento del Caquetá, situada a 350 kilómetros al suroeste de Bogotá, dijo el general Rafael Parra, comandante de la Policía regional.

La explosión se registró en la avenida Los Fundadores del centro de Florencia, en la llamada "zona rosa" de bares y restaurantes, que a esa hora eran visitados por clientes de esa ciudad de más de 120.000 habitantes por ser fin de semana.

Según testigos, la motocicleta abandonada en la calle fue activada a distancia cuando dos policías, que murieron en la explosión, acudieron a retirarla.

La onda expansiva provocó la muerte a diez personas, entre ellas un niño de 9 años que cuidaba automóviles.

Los heridos fueron llevados al hospital María Inmaculada, donde los médicos indicaron que entre ellos figura una niña que perdió una de sus piernas y que quince están en estado grave, por lo que pidieron donaciones de sangre.

La ministra de Defensa, Marta Lucía Ramírez, se trasladó a Florencia, acompañada por el comandante de las Fuerzas Militares, general Jorge Enrique Mora, y el director de la Policía, general Teodoro Campo, para analizar la situación creada tras el tremendo ataque.

El general Luis Ardila, comandante de la Brigada 12 del Ejército, con sede en la región, atribuyó el atentado a guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Recompensa

Mientras tanto, el alcalde de Florencia, Alvaro Pacheco Alvarez, anunció una recompensa de unos 27.000 dólares a quien facilite información que permita detener a los autores del atentado.

"Estoy muy triste y deprimido porque estos actos son reprochables y muy lamentables para la sociedad civil", expresó el alcalde de la población que sufrió el atentado, mientras recorría el lugar del atentado, que provocó destrozos en viviendas y negocios.

El Caquetá, una zona de llanuras ganaderas y agrícolas y parte de selva, es uno de los territorios con mayor presencia guerrillera en el país, aunque en ella tiene su sede una de las principales bases militares antinarcóticos que funciona con apoyo de Estados Unidos.

Una porción del departamento conformó la zona de distensión creada en 1998 para el fallido proceso de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia que llevó a cabo el gobierno del anterior presidente colombiano, Andrés Pastrana (1998-2002).