Sucesos
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Unicaja y Liberbank confirman que estudian su fusión leer

Decomisan 1.100 kilos de cocaína en Huelva al intentar salvar un barco

La droga se encontraba oculta en el interior de un catamarán de bandera gibraltareña que debido al fuerte temporal tuvo que resguardarse en Mazagón.
COLPISA, Sevilla
27/oct/03 10:22 AM
Edición impresa

Lo que comenzó siendo una expedición de auxilio a una embarcación en apuros ha terminado por destapar el tercer mayor alijo de cocaína en lo que va de año. La Guardia Civil se incautó durante la noche del pasado sábado en el puerto deportivo de Mazagón, en Huelva, de un alijo de 1.100 kilos de esta droga, durante una operación rutinaria, que se ha saldado además con tres detenidos.

La droga se encontraba oculta en el interior de un catamarán de bandera gibraltareña que debido al fuerte temporal tuvo que resguardarse en el puerto de Mazagón.

La embarcación, de 7 metros de eslora, arribó al puerto onubense durante la tarde, coincidiendo con una patrullera del servicio marítimo de la Guardia Civil, que también se había refugiado en Mazagón a la espera de que amainara el mal tiempo.

Los agentes del Instituto Armado comprobaron que, a su llegada a puerto, el catamarán navegaba "bastante hundido" y se aproximaron hasta la embarcación para ofrecerle auxilio. Fue la actitud de la tripulación, que rechazó la ayuda que le brindaban desde la patrullera, y la existencia de una doble quilla, lo que hizo despertar las sospechas de los agentes, y les llevó a solicitar al capitán del catamarán una inspección del barco.

Con un simple reconocimiento visual a través de las ventanas de los compartimentos situados a babor y estribor, los agentes localizaron "una serie de bultos sospechosos", según explicó el teniente coronel de la Guardia Civil José Muñoz, que tras un examen más detallado resultaron ser 43 fardos de droga, por un valor en el mercado aún pendiente de cuantificar.

Los tres tripulantes del catamarán -G.K., de 44 años, F.S., de 38 y L.K., de 34, de nacionalidad francesa- fueron detenidos acusados de un delito contra la salud pública y otro de contrabando sin que ofrecieran ninguna resistencia en el momento del arresto y fueron trasladados a la Comandancia de la Guardia Civil en la capital onubense, a la espera de que se instruyan las diligencias judiciales.