Vivir

Tenerife pide un gabinete de crisis para los inmigrantes menores

El desbordamiento de los centros de atención ha llevado a los Cabildos de Tenerife y Fuerteventura a reclamar medidas urgentes al Gobierno autónomo, cuyo viceconsejero de Asuntos Sociales dice que ya existe el gabinete de crisis.
IOSUNE NIETO, Tenerife
1/nov/03 21:52 PM
Edición impresa

El presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, ha pedido al Gobierno de Canarias la "inmediata puesta en marcha de un comité de crisis permanente", ante el "colapso" de los centros de atención a los menores inmigrantes en esta Isla.

Así lo anunciaba ayer un comunicado de prensa firmado por la consejera insular de Asuntos Sociales, Cristina Valido, en el que ésta pone de relieve la situación de desbordamiento de los centros, de lo que ha informado a la Dirección del Menor, a la Fiscalía del Menor y a la Subdelegación del Gobierno.

En el comunicado, la consejera insular advierte además de la situación de "alarma social" que se ha generado en las Islas, "no acorde con la realidad de los menores, lo que hace prácticamente imposible conseguir nuevos inmuebles donde acoger a los menores inmigrantes", por lo que, "en este momento de crisis ?continúa?, se hace necesario el apoyo de todos los municipios canarios, cuya solidaridad es imprescindible", y apela incluso "a la colaboración de otra comunidades autónomas en la búsqueda de soluciones".

Sin embargo, el viceconsejero de Inmigración y Asuntos Sociales, Benito Codina, aseguró ayer, en declaraciones a EL DÍA , que el gabinete de crisis ya está constituido en la Consejería y que en él se encuentran representados "los responsables de los centros directivos, técnicos y de otros departamentos, como el de Educación, que está prestando su máxima colaboración y cuyo consejero y viceconsejero están en contacto para temas como la puesta en marcha de nuevas infraestructuras".

Codina matizó que el gabinete de crisis se deriva de la llegada de menores inmigrantes no acompañados de estos días y en previsión de los que pueden llegar en los próximos, "no en virtud de una situación excepcional".

El viceconsejero señaló, en todo caso, que se están moviendo todos los mecanismos de la Comunidad Autónoma, y así precisó que para la próxima semana están previstas distintas reuniones para abordar este problema: el lunes de la consejera, Águeda Montelongo, con el ministro de Interior, Ángel Acebes; el martes, del propio Benito Codina con los miembros de la Fecai, y, "probablemente", el martes con la Fecam.

Benito Codina, que dijo que la acción del Gobierno va unida a la colaboración interdepartamental, así como de las distintas ONG que gestionan los centros de acogida de menores inmigrantes, dijo también estar "a expensas" de que el poder judicial cumpla la instrucción sobre la posible repatriación de los inmigrantes mayores de 16 años.

Señaló también que tiene previsto reunirse el próximo miércoles con el presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo, para abordar los temas del área de Asuntos Sociales, ante la amenaza de devolución de las transferencias en materia de menores, aunque expresó su rechazó a que "se intente utilizar a los menores como elemento de canje para demandar otros servicios", al tiempo que declaró que "la solidaridad no se puede perder".

Por su parte, el Cabildo de Fuerteventura, que celebró ayer un pleno extraordinario, reclamó ayer al Gobierno de Canarias que adopte medidas urgentes para desbloquear la grave situación de saturación en su centro de acogida para menores inmigrantes no acompañados, "que en ocasiones llega a superar el 500% de su capacidad", y la modificación de la Ley de Atención Integral a los Menores.

Otros acuerdos del pleno fueron pedir una reunión urgente con los responsables del Gobierno de Canarias y del Estado en la que participen todos los Cabildos, la redistribución en todo el territorio estatal de los menores y la "inmediata materialización de la instrucción de la Fiscalía del Estado", así como más dotación para las Fuerzas de Seguridad del Estado.

dip. del común
Abierta una queja de oficio

El Diputado del Común ha abierto una queja de oficio sobre la situación de los menores extranjeros no acompañados, que se verá reflejado en el informe de la institución de este año, puesto que considera que se ha agravado desde hace año y medio. Fuentes de la institución anunciaron también ayer a este periódico que harán observar que la instrucción del fiscal general del Estado, Jesús Cardenal, de repatriar a los inmigrantes mayores de 16 años "va en contra del Código Civil, de la Ley de Protección del Menor y de todos los convenios internacionales firmados por España, que establecen la atención a los menores en situación de desamparo". No obstante, advirtió de que la labor del Diputado del Común es la de hacer "recomendaciones", por lo que no puede entrar a valorar la legalidad o no de la medida, aunque sí pedir "que se cumpla la ley". No obstante, la fuente indicó que la repatriación de los menores extranjeros no acompañados exige "dar audiencia al menor, recabar los datos de la familia en el país de origen y eso no es fácil". Opinó también que la situación actual es de desbordamiento de todas las instituciones, "porque el acuerdo firmado por los Cabildos para un reparto proporcional de los inmigrantes sobrepasa incluso las previsiones hechas para 2004 del Plan General del Menor, con lo que no se garantiza "la seguridad e integridad" a los menores. Y atribuyó parte del problema a la "gran descoordinación" entre las administraciones competentes.