Cultura y Espectáculos
LO ÚLTIMO:
Dimite la ministra de Trabajo británica leer

Una comisión fijará en Canarias la fecha de los exámenes de recuperación de ESO

Oposición y sindicatos reclaman que se retire la orden de la Consejería que obliga a convocar las pruebas de recuperación de Secundaria días después de final de curso y argumentan que la medida, "totalmente fuera de la realidad", esconde un afán "por cerrar las plantillas docentes en julio".
D.F./EFE, S/C de Tenerife
5/nov/03 20:28 PM
Edición impresa

La Consejería de Educación del Gobierno de Canarias anunció ayer que la fecha de los exámenes de recuperación de ESO, que inicialmente había fijado para finales de junio, pocos días después de la conclusión del curso académico, se concretará de acuerdo con una comisión de expertos formada por directores de centros, representantes de las asociaciones de padres, miembros del Consejo Escolar de Canarias (CEC) y la propia Adminsitración.

La comisión realizará las audiencias necesarias para oír las opiniones de las organizaciones sociales, sindicatos, estudiantes y expertos en educación, quienes, tras analizar el asunto, propondrán razonadamente al consejero, José Miguel Ruano, las fechas que consideren más idóneas. La propuesta estará acompañada de las actas de las reuniones y cuantos antecedentes hayan servido de base a las propuestas, así como de los votos particulares que se hubieran presentado.

El anuncio supone otra vuelta de tuerca sobre la polémica que ha provocado esta medida, que aplican las comunidades autónomas gobernadas por el PSOE y también Canarias, y que ha despertado las críticas de la mayor parte de los agentes a los que ahora se llamará a la citada comisión, y también de la ministra de Educación, Pilar del Castillo.

La oposición y los sindicatos no tardaron en reaccionar a la propuesta. La diputada del PSOE Dolores Padrón pidió al consejero que retire la orden en la que se fija para junio la convocatoria de los exámenes extraordinarios, aunque se congratuló de la creación de la citada comisión. Padrón indicó que su partido "se alegra" de que el consejero haya recapacitado "ante la contestación social que ha tenido esta decisión, que se ha adoptado sin tener la opinión de la comunidad educativa".

La diputada aseguró que en el pleno del Parlamento de Canarias de hoy pedirá a Ruano que retire la orden o aquellos aspectos de la misma referidos a la convocatoria de exámenes extraordinarios.

Por su parte, Francisco Gómez, de STEC-IC, se pregunta de dónde puede sacarse una fecha para que los alumnos realicen las pruebas con margen "si las clases finalizan el día 18, y después hay que corregir exámenes, publicar las notas y recibir reclamaciones". Gómez cree que la Consejería "no pisa la realidad" en este asunto y señaló que "opinar que las pruebas en septiembre benefician a las academias, después de lo que Educación invierte en la escuela privada, es para pedir la dimisión de Ruano"-

El sindicalista resumió la situación indicando que "en 15 días no se puede recuperar una asignatura ni hay tiempo para convocar las recuperaciones".

"Un disparate de trámite"

Anselmo Fariña, de EA-Canarias, manifestó, por su parte, que las organizaciones presentes en la mesa sectorial de educación pedirán en la reunión que mantendrán hoy que se retire la orden, porque convocar los exámenes de junio "es un disparate, un mero trámite", de modo que "lo único que existe es un afán por cerrar la planificación de plantillas en julio, para restringir el gasto". "A la vista de los pronunciamientos de los claustro de profesores, y de la propia ministra de Educación, esperamos que la Consejería será sensible a los datos reales y los exámenes se pasarán a septiembre", añadió Fariña.

Por otro lado, Juan Pedro Pérez, de Fete-UGT, indicó que la comisión tenía que haberse convocado "antes de gobernar a base de decretazo". El sindicato sigue con su idea de recurrir la orden del Ejecutivo, aunque, explicó Pérez, "consideramos que lo que subyace aquí es un problema más fuerte, y que consiste en analizar si Educación está dispuesta a poner los recursos necesarios para que los alumnos no tengan por qué recuperar asignaturas en septiembre".

Las Apas piden medios

Pura Toste, presidenta de la Federación Tinerfeña de Asociaciones de Padres de Alumnos (Fitapa), comentó que en la última junta directiva de esta entidad los padres dejaron claro que tampoco apostaban por la medida dictada por Ruano. "Los chicos llevan una evaluación continua, y lo que hay que poner son los medios para que superen todas las pruebas en junio, de modo que puedan descansar en verano". Con todo, la presidenta de Fitapa indicó que "durante la comisión evaluaremos qué medidas podrán tomarse para el curso que viene, aunque este año habrá que esperar". Según Pura Toste, "la mayor parte de los profesores sabe, como muy tarde desde enero, quién puede suspender en junio y quién no", por lo que, considera, resulta más preciso que se tomen las medidas necesarias para que todos los alumnos lleguen a los exámenes finales con la suficiente preparación. La responsable de Fitapa concluyó manifestando que, "por el momento, confiamos en la comisión para llegar a un acuerdo".