Canarias

Mauricio asegura que existe un "exceso" de financiación de empleo en las Islas

El consejero de Economía y Hacienda, José Carlos Mauricio, afirmó ayer, antes de reunirse con la responsable de Empleo, que en el Archipiélago se gasta mucho, 72 millones de euros, en programas de fomento laboral y apuntó que "quizás no se han aprovechado bien" estas actuaciones en algún momento.
EFE, Las Palmas
13/nov/03 16:38 PM
Edición impresa

El consejero de Economía y Hacienda del Gobierno de Canarias, José Carlos Mauricio, afirmó ayer que en el Archipiélago existe un "exceso" de financiación destinada a los programas de fomento del empleo, unos 72 millones de euros, y apuntó que "quizás no se han aprovechado bien" estas acciones en algún momento.

Mauricio se reunió con la consejera de Empleo y Asuntos So-ciales del Ejecutivo autónomo, Águeda Montelongo, para, entre otros asuntos, abordar la conveniencia de reorientar la oferta de programas formativos a las necesidades del mercado laboral, de manera que cada municipio e isla puedan resolver sus problemas de desempleo.

Antes del encuentro, manifestó que tradicionalmente se hacían programas de formación que no estaban a veces vinculados a la actividad económica que genera empleo.

José Carlos Mauricio señaló que en los últimos siete años ha crecido el empleo público "porque era necesario y para eso se formó gente", pero ahora tiene que ser la actividad privada la que genere el nuevo empleo.

El consejero añadió también que "en los dos últimos años se ha generado una actividad económica muy interesante en Canarias que es donde hay que reorientar los programas de empleo" y auguró que se producirá un desarrollo industrial en las Islas que requerirá de profesionales cualificados.

Mauricio explicó que este desarrollo industrial se producirá por la apertura de los nuevos mercados y servirá de tirón para que se incrementen los salarios en las otras actividades económicas, donde son más bajos que en otras comunidades autónomas.

El II Plan Integral de Empleo de Canarias, firmado entre la Administración del Estado y Canarias para el período 2002-2006, cuenta con una financiación de 917,13 millones de euros

El plan, que supone la continuación de otro que se firmó para los años 1997-2001, pretende erradicar problemas de empleo, como el alto grado de temporalidad, por encima de la media nacional, importantes desajustes geográficos entre la oferta y la demanda laboral, un considerable retraso en la implantación de las nuevas tecnologías de la comunicación y la especial dificultad de inserción laboral de determinados colectivos.

Los programas de fomento se encuentran dentro de las actuaciones del plan.