Nacional
EXTERIOR

España y Marruecos se reúnen para limar asperezas


ACN, S/C de Tenerife
8/dic/03 23:43 PM
Edición impresa

ACN, S/C de Tenerife

La ciudad de Marrakech acoge desde hoy la esperada cumbre hispano-marroquí entre los primeros ministros de ambos países, José María Aznar y Driss Yettu, en un intento de activar unas relaciones bilaterales que han sufrido un deterioro notable en los últimos tres años.

Esta cumbre podría convertirse en la oportunidad para comenzar una nueva página en las relaciones bilaterales entre España y Marruecos, según ha señalado el ex ministro de Comunicación, Larbi Messari, considerado uno de los máximos expertos en las relaciones entre ambas naciones. Messari añade que "Rabat y Madrid han perdido muchas oportunidades desde el año 2000, y ahora quieren recuperar el tiempo perdido".

Según el semanario "Alayam", la agenda contiene los problemas latentes de los últimos tiempos: la inmigración ilegal, la readmisión por parte de Marruecos de los subsaharianos que llegan a las costas andaluzas y canarias, la cooperación en la lucha contra el terrorismo o las prospecciones petrolíferas entre las costas del Sáhara y Canarias.

Para los observadores marroquíes, la delegación española pretende dar un matiz económico a esta cumbre, en especial después de que los hechos hayan confirmado que la cooperación económica es la única que por ahora se salva de las tensiones.

Además, Rabat ha empezado a entender la preocupación hispana en inmigración ilegal, de ahí que el propio rey de Marruecos, Mohamed VI, diera órdenes para crear una nueva policía que luchará contra las mafias que se dedican al tráfico de los seres humanos.

EXTERIOR