Vivir

Servicios Sociales reclama a otras administraciones que apoyen proyectos de Cáritas


EL DÍA, S/C de Tenerife
13/dic/03 0:02 AM
Edición impresa

El Gobierno de Canarias, a través de su Consejería de Empleo y Asuntos Sociales, es la única administración que subvenciona el proyecto Tamarco de Cáritas, un servicio de comedor acompaña-, miento y educación social para personas sin techo que la ONG desarrolla en la capital tinerfeña, a pesar de lo cual no recibe subvención del Ayuntamiento de Santa Cruz.

Según informó ayer la directora general de Servicios Sociales de la citada Consejería, María del Carmen Hernández Bento, el departamento autonómico aporta a este proyecto un total de 440.000 euros, por lo que defendió que "debería tener otros apoyos, la implicación de otras administraciones.

"Hemos puesto interés, estamos dispuestos a echarles una mano", añadió la directora general, que insistió en que "sólo el Gobierno de Canarias se ocupa del 100% del proyecto", a pesar, advirtió, de que "es un proyecto asistencial, que debería tener el apoyo de otras administraciones", ya que recordó que la Consejería debe ocuparse de proyectos que tengan como objetivo el fomento del empleo y la integración de las personas en exclusión o en riesgo de estarlo.

En este mismo sentido, Hernández Bento puso de relieve que recientemente visitó el proyecto Emmanuelle, que desarrolla Cáritas, "y se concertó una entrevista con los alcaldes del Sur y no acudió ninguno".

La directora general de Servicios Sociales se refirió a este otro proyecto tras valorar las declaraciones de la consejera insular de Asuntos Sociales, Cristina Valido, que días atrás, y en relación a las dificultades de la ONG, pidió la implicación de toda la sociedad, y de los empresarios turísticos, en particular por una cuestión de imagen de la Isla, opinión que dijo compartir la directora general.

Comedor inundado

El director provincial de Cáritas, Jesús Alberto González, reiteró ayer, a preguntas de este periódico, que el Ayuntamiento de Santa Cruz debería ser el más interesado en resolver los problemas de financiación del proyecto Tamarco, cuyo comedor tuvo que cerrar ayer al inundarse sus instalaciones, según informó la directora general de Servicios Sociales, que había acudido a visitar el centro.