Sucesos

Un niño fallece en Alicante al incendiarse el salón de su casa

La víctima tenía 23 meses y soltó fortuitamente la mano de su hermana cuando intentaban escapar de las llamas que se produjeron en una vivienda del barrio de Los Palmerales, en Elche. En el piso estaban dos de los 11 hijos.
EFE, Alicante
15/dic/03 10:26 AM
Edición impresa

El niño de 23 meses que murió ayer en el incendio declarado en su vivienda del barrio de Los Palmerales, en Elche, se soltó fortuitamente de la mano de una hermana suya cuando ambos escapaban del fuego, informaron los bomberos.

Las llamas se originaron sobre las 11:10 horas, por causas que aún se desconocen, en el salón comedor del último piso de un edificio de cuatro plantas situado en el número 11 de la calle Tarongers.

Según fuentes de la Policía Local, en ese momento se encontraban en el interior de la vivienda dos de los once hijos de la familia propietaria, el pequeño fallecido y una hermana mayor. Al iniciarse el incendio, la chica cogió a su hermano y trató de escapar de la casa, pero el niño se soltó de forma fortuita de su mano y ella no pudo regresar a por él debido a la alta temperatura que se había alcanzado en la habitación. Al lugar se trasladaron varias dotaciones del Parque Comarcal de Bomberos de Elche y de la Policía Local, que desalojaron a todos los vecinos del edificio como medida de precaución por la propagación del humo.

Lo encontraron vivo

Dos bomberos lograron acceder por la escalera del inmueble a la casa afectada por el fuego con equipos de respiración asistida y, mientras uno combatía el foco de las llamas, el otro encontró inconsciente al pequeño a un metro y medio del comedor y lo evacuó al exterior.

Miembros de una unidad del SAMU intentaron reanimarle y lo trasladaron hasta el Hospital General de Elche, aunque murió poco después. El fuego, que calcinó por completo el comedor y provocó la caída de un tabique en una de las habitaciones, quedó extinguido en media hora, pero los bomberos tuvieron que permanecer algunas horas más en el lugar para sanear la fachada del edificio.

Con éste ya son tres los incendios en viviendas con víctimas mortales ocurridos en la provincia de Alicante esta semana, después de que una niña de 18 meses y una anciana de 81 años perecieran por las llamas el pasado viernes en sus casas de Tárbena y Xaló, respectivamente.