Tenerife Sur

Más de 2.000 firmas se oponen a la instalación de una granja porcina

La Asociación de Vecinos Mencey de Abona de la Villa de Arico no quiere que este tipo de actividad se desarrolle en las cercanías de núcleos urbanos.
EL DÍA, Arico
27/dic/03 19:49 PM
Edición impresa

La asociación de vecinos Mencey de Abona de Villa de Arico se opone a la instalación de una granja porcina en las cercanías del casco urbano, concretamente la instalación quiere ponerse en marcha en unos terrenos ubicados en-tre Abades y dicho núcleo. Para mostrar su disconformidad cuentan con el apoyo de una veintena de colectivos y han recabado más de 2.000 firmas de los ciudadanos.

Asimismo, el rechazo al posible funcionamiento de este complejo ha quedado patente a lo largo de la presente semana, ya que han aparecido pintadas y pancartas alusivas.

"A la granja también se oponen partidos políticos, cooperativas agrícolas y empresarios", matizan responsables de la asociación vecinal.

Igualmente, resaltan que han contactado con un despacho de abogados para que les lleve la defensa de esta causa, "que no es otra que la de oponernos frontalmente a la pretendida granja".

El colectivo también muestra su oposición a la permanencia de la granja existente en Las Eras, cuyo traslado exigen que se lleve a cabo con la máxima urgencia posible.

Por su parte, el grupo de gobierno en el Ayuntamiento de Arico "intenta buscar una solución consensuada, negociando con los promotores el trasladar este proyecto a otro lugar del municipio más apartado de los vecinos y de la carretera".

En este sentido, los dirigentes municipales solicitan la colaboración del Cabildo de Tenerife y de la Consejería de Agricultura, además de haber solicitado ya una reunión con todas las partes implicadas.

Decreto de Alcaldía

El Consistorio ariquero no ha concedido la licencia de obras y ha comunicado oficialmente a los promotores que no existe silencio administrativo positivo.

Al respecto, un decreto de la Alcaldía pone de relieve que se deniega la obtención de la licencia municipal de obra de construcción e instalación de la granja porcina de Llano de la Esquina.

El gobierno local también considera que el promotor de este proyecto debe "entender la fuerte oposición vecinal existente y trasladar la actuación a otro punto del término municipal".

Opina que la queja de los residentes no es por la actividad que se quiere llevar a cabo, sino por el lugar, "ya que temen las consecuencias que pueda tener su puesta en marcha en zonas pobladas y sus cercanías".

No fue posible conocer la opinión del promotor.