Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
Al menos 16 muertos en un accidente de autobús con jóvenes en Italia leer
TACORONTE

La agrupación del PSOE se reúne el viernes para abordar la censura

Los socialistas debatirán si inician o no las negociaciones con el resto de fuerzas políticas, para desalojar a Álvaro Dávila (CC) de la Alcaldía y propiciar un gobierno alternativo con las fuerzas progresistas (SSP, NC y Por Tacoronte) o sumando también al Partido Popular.
R.S., Tacoronte
10/ene/17 06:24
Edición impresa

La agrupación local del PSOE de Tacoronte se reunirá este viernes en asamblea para abordar la posibilidad de presentar una moción de censura contra el actual alcalde, Álvaro Dávila (CC), según han confirmado a EL DÍA fuentes del partido socialista.

Los militantes del PSOE en Tacoronte decidirán este viernes día 13 si inician o no las negociaciones con el resto de fuerzas políticas para desalojar de la Alcaldía al político nacionalista.

Sobre la mesa habrá, en principio, tres opciones: no iniciar movimientos para cambiar el gobierno local -lo más improbable-; iniciar los contactos para formar un gobierno alternativo con las fuerzas progresistas (Sí se Puede, Nueva Canarias y Por Tacoronte) -lo más probable-, o empezar a negociar para tratar de conformar un gobierno con todos los partidos de izquierdas y el Partido Popular.

Aunque ahora prefiera guardar silencio, Carlos Medina ya reconoció a EL DÍA que su apuesta es tratar de formar un gobierno alternativo: "Si podemos hacerlo, lo vamos a hacer; Tacoronte necesita un cambio de rumbo".

Para Medina, lo primero era consultar a los militantes socialistas y esa consulta ya tiene fecha. Fuentes del partido reconocen que es prácticamente seguro que las bases del PSOE de Tacoronte apuesten por la moción de censura. Las discrepancias entre PSOE y CC han sido una constante.

Cuando se produzca este visto bueno, Medina tendrá libertad para iniciar una negociación que parece avanzada. NC, SSP y Por Tacoronte ofrecieron al líder del PSOE la Alcaldía en junio de 2015 y un gobierno progresista. Y han recalcado ahora que la oferta sigue en pie.