Tenerife Sur

Los vecinos del edificio Plaza retornaron ayer a sus viviendas

Las 25 personas desalojadas el 20 de marzo, por desperfectos en un pilar del inmueble, empezaron a regresar durante la tarde de ayer a las casas que abandonaron hace 18 días.
El Día, Arona
7/abr/17 6:17 AM
Edición impresa
Los vecinos del edificio Plaza retornaron ayer a sus viviendas

El Día, Arona

A las 16:00 horas de ayer fue cuando el gobierno municipal de Arona decretó el levantamiento del precinto del edificio Plaza, situado en los números 10 y 12 de la calle del mismo nombre en Valle San Lorenzo. La Policía local, con carácter urgente y de manera inmediata, procedió al desprecinto del inmueble y comenzó el retorno paulatino a sus hogares de las 25 personas que fueron desalojadas durante la tarde y noche del pasado 20 de marzo.

El Ayuntamiento procedió al desalojo de dicho inmueble a las 21:00 horas de ese día como medida cautelar y tras una primera visita ocular demandada por la propiedad, en la que se observaron daños estructurales. Concretamente, por daños en el pilar central del estacionamiento del edificio. Por razones de seguridad, se procedió al perimetraje del edificio y al correspondiente precinto del edificio.

Ayer, las autoridades desprecintaron una vez conocido el contenido de los informes técnicos, tanto el encargado por los vecinos y presentado por la Comunidad ante el consistorio -en el que se certifica la seguridad del edificio tras los trabajos pertinentes- como el emitido por la Oficina Técnica Municipal con posterioridad.

Así, el citado informe técnico particular constata que las deficiencias percibidas por los técnicos municipales están subsanadas y certifica la habitabilidad del edificio, por lo que se procede a retirar las medidas cautelares de desalojo y precinto.

El edificio consta de 14 viviendas, de las que 12 estaban habitadas en el momento de estos hechos, con un total de 25 personas, de las que tres familias fueron reubicadas por el ayuntamiento en instalaciones privadas, al carecer estas de otras opciones de alojamiento.

La propiedad se dirigió el 20 de marzo al ayuntamiento por la apreciación de un daño en uno de los pilares estructurales del edificio. Se decidió enviar rápidamente un técnico para reconocer esa situación y, una vez constatada y para garantizar la seguridad de los residentes, se procedió al desalojo cautelar del inmueble.

Al tratarse de una propiedad privada, los vecinos asumieron los trabajos (informes técnicos, apuntalamiento y obras) necesarios para corregir los problemas que motivaron el desalojo.

Las primeras horas tocaba hacer limpieza

Las primeras familias en retornar al edificio Plaza lo hacían sonrientes, conscientes de que volvían "a casa": "Ahora nos tocará limpiar, pero ya estaremos en lo nuestro". Han pasado días "intranquilos" y de "mucha preocupación", pero la vuelta se ha producido "en el tiempo" que esperaban, "más o menos", si bien alguno discrepó.

El sótano o zona de aparcamientos es el único espacio del edificio Plaza de Valle San Lorenzo donde durante la tarde de ayer aún permanecía el precinto vigente. Es el punto en el que se registró el problema y en el que se ha centrado la actuación de emergencia, que debe tener una segunda fase más concienzuda y definitiva.

Cuando se marcharon temían que fuera por mucho tiempo, pero "han sido 18 días, que no son pocos pero las cosas se están resolviendo". Los vecinos consultados dicen estar "tranquilos" y esperan "no tener que vivir más sustos".