Santa Cruz de Tenerife
DEBATE CATALUÑA

El PP acusa a Carmena de poner la "alfombra roja" del Ayuntamiento a Puigdemont

Madrid, EFE
19/may/17 12:01 PM
eldia.es
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena./Rubén Muñoz (EFE)

La vicesecretaria del PP Andrea Levy, ha acusado hoy a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, de poner "la alfombra roja" de este Ayuntamiento "a quienes nos quieren dividir" y también de ser "cómplice" del desafío independentista del presidente catalán, Carles Puigdemont.

En un acto contrario a que el Ayuntamiento de Madrid dé "cobertura institucional" a la conferencia del presidente catalán Carles Puigdemont, el próximo lunes, Levy ha lamentado profundamente que la corporación municipal sea "la horma del zapato" que necesitaba el populismo del independentismo catalán.

Levy ha considerado que Carmena no ha aprendido nada de las instituciones europeas que están defendiendo la democracia y ha recordado que en Europa, Puigdemont ha encontrado siempre la puerta cerrada a su discurso de "odio y confrontación".

Sin embargo, el Ayuntamiento de Madrid da "mal ejemplo y este lunes abre la puerta. Esa es la imagen del Ayuntamiento de la capital".

"De esto va, de radicales, de absolutistas, de los que confrontan y de los que dividen" ha insistido Levy, que ha estado arropada por responsables populares en el Ayuntamiento y en la Asamblea de Madrid, por el PP catalán, y la intervención del actor y dramaturgo Albert Boadella.

Los participantes en este acto han firmado proclamas "por la convivencia y la amistad de todos" sobre una bandera de España, con el hashtag #Noencibeles.

Por su parte, el portavoz del grupo popular en el Ayuntamiento de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha exigido a la alcaldesa que no dé cobertura institucional al acto "separatista"

Martínez-Almeida ha criticado el "habitual buenismo" de Carmena y le ha mandado un mensaje muy claro: "No en Cibeles, no en nuestra casa, no en casa de todos los madrileños. Aquí no".

El responsable municipal del PP ha enmarcado el evento de hoy, en el patio de cristal del Palacio de Cibeles, en un acto de "resistencia" del PP a las concesiones del Ayuntamiento de Madrid, que convierte la corporación municipal en el "altavoz" del nacionalismo independentista.

Además, Martínez-Almeida, ha apelado a la alcaldesa, en su condición de jueza, para que reconozca que es ilegal lo que pretende Puigdemont y "no ignore" lo que dice el Tribunal Constitucional.

Martínez-Almeida, que ha agradecido la presencia en el acto de otros partidos, como el concejal de Ciudadanos Sergio Brabezo, ha recordado a Carmena que no se trata de un tema de libertad de expresión, ya que de ser así la conferencia de Puigdemont sería en la Comisión General de Comunidades Autónomas del Senado, como le ofreció el presidente de la Cámara Baja, Pío García-Escudero, y él rehusó.

"Si fuera libertad de expresión se irían a Blanquerna, pero quieren que sea aquí para que el acto tenga la cobertura institucional que el Ayuntamiento de Madrid les brinda" ha explicado.

Martínez-Almeida ha insistido en que Puigdemont quiere "vestir" el acto de legitimidad al celebrarlo en el Ayuntamiento pero también ha considerado "insultante" para los catalanes que se insista en que hay confrontación entre Cataluña y España.

Por su parte, Boadella se ha referido al Gobierno catalán como "impostores", "ladrones de sentimientos, desleales con España y dispuestos a todo".

Además, les ha acusado de "desfachatez y cinismo" pero también de "connivencia", en este caso con la alcaldesa de Madrid y su grupo municipal.

"Les cede un espacio público, pagado por todos los madrileños, para unos señores que, de forma natural, vienen a ciscarse en la Constitución española" ha añadido.

Boadella también ha dicho que le preocupa "muchísimo" que no esté en el acto un representante del PSOE y se ha preguntado por qué la izquierda está tan interesada "en romper España".

En este sentido, el dramaturgo se ha cuestionado si acaso la izquierda cree que "en río revuelto van a pescar alguna cosa".

Por su parte, fuentes del grupo socialista han dicho que no habían recibido ninguna invitación al acto.