Santa Cruz de Tenerife

El HUC suspende el servicio de urgencias pediátricas en el Norte

El día 15 de julio se puso en marcha un limitado servicio, con un pediatra de guardia de 9:00 a 21:00 horas los sábados y domingos, que apenas tres meses después ya no funciona.
Raúl Sánchez, Icod de los Vinos
13/oct/17 5:54 AM
Edición impresa

El limitado servicio de atención de urgencias pediátricas en el llamado hospital del Norte de Tenerife, en Icod de los Vinos, no ha durado ni tres meses. Se puso en marcha el pasado 15 de julio, pero en octubre ya ha dejado de funcionar "porque la pediatra contratada causó baja" y el Hospital Universitario de Canarias (HUC), del que depende el servicio, no ha logrado sustituirla.

Fuentes del HUC aseguran a EL DÍA que esta suspensión será temporal y la justifican porque "ha coincidido con otras bajas laborales en el servicio de Pediatría del HUC", cuyos profesionales acogieron con protestas la obligación de realizar guardias en el centro sanitario de Icod.

El alcalde de Garachico, José Heriberto González (CC), ha hecho público su malestar por esta suspensión y ha asegurado que "el servicio empezó a funcionar durante los primeros fines de semana tal como estaba previsto, pero en un momento dado surgieron problemas que pueden parecer hasta surrealistas".

Según González, la suspensión del demandado servicio de urgencias pediátricas "no es un problema de falta de partida presupuestaria o de falta de voluntad. Me consta que desde la dirección del HUC se está haciendo todo lo posible para reanudar el servicio".

"Ha habido diferentes bajas de pediatras durante este tiempo en el HUC y, aunque parezca imposible, no hay pediatras suficientes en Tenerife. Se han puesto anuncios en muchos lugares, se han sacado varios concursos para la contratación de pediatras y, o no se presenta nadie, o no se superan las pruebas o a los que van no les interesa trabajar en la sanidad pública sino en la privada. Incluso hay reticencias por tener que venir hasta Icod de los Vinos", lamenta el alcalde.

Según informa González, esta semana se resolvió el último de los concursos realizados hasta ahora para tratar de cubrir la baja de la pediatra, "pero también ha quedado desierto".

El mandatario de la Isla Baja asegura que el HUC va a "intentar ahora buscar pediatras en la península y en otros países de Europa".

González anuncia que seguirá reclamando estos servicios básicos para lo que califica como "semihospital" del Norte: "Vale la pena seguir luchando e insistiendo". Y recalca que peleará también "para que haya un radiólogo de urgencias. No puede ser que los fines de semana no puedan hacerte una radiografía en Icod. Necesitamos un servicio de urgencias completo sin más dilación".

La apertura de este servicio fue una noticia bien recibida entre la ciudadanía del Norte de la Isla, pero desde el primer momento encontró el rechazo por parte de algunos de los pediatras del HUC, que alegaron que su plantilla era deficitaria como para compartir recursos con el centro del Norte de la isla de Tenerife.

El día 23 de junio de 2017 se les comunicó, "de forma verbal por parte de la dirección médica", la orden de ir a trabajar durante los fines de semana a las urgencias del Hospital del Norte.

Médicos del Servicio de Pediatría del HUC criticaron esta "imposición" y alegaron que "sabiendo que hay cinco facultativos menos que en La Candelaria, sobrecargan a los pediatras del HUC con más guardias". Aunque se iniciaron negociaciones en búsqueda de una adecuada dotación de recursos humanos para prestar dicha asistencia, estos profesionales aseguraron el 20 de julio, en declaraciones a EL DÍA, que "no se ha conseguido el personal con el que se pueda cumplir esta orden sin que se vea afectada la calidad en los servicios prestados en el HUC, a pesar de lo cual se ha ejecutado".

"Coincidimos en el criterio de que los niños deben ser atendidos por pediatras en el Hospital del Norte", aseguraron los pediatras del HUC, "siempre que no sea en detrimento de la calidad de la atención prestada a otros pacientes pediátricos. El traslado de los pocos especialistas con los que se cuenta supondrá la no disponibilidad de los mismos tanto los fines de semana como durante las correspondientes libranzas".

Tras varias bajas médicas y la falta de profesionales, el servicio se ha tenido que suspender.

El hospital del Norte, ubicado en el núcleo icodense de Buen Paso, anunció el pasado 15 de julio la puesta en marcha de un servicio de atención de urgencias pediátricas que sólo funcionaría de 9:00 a 21:00 horas los sábados y domingos. Una iniciativa bien recibida en la comarca porque ayudaba a cubrir, al menos durante la mitad del fin de semana, una vieja demanda de la ciudadanía del Norte de la Isla: contar con un servicio de urgencias pediátricas como los existentes en el área metropolitana.

Desde hace años, ciudadanos y autoridades locales han reclamado el derecho de los habitantes del Norte de Tenerife a contar con al menos un pediatra de guardia las 24 horas del día, tal y como ocurre en el área metropolitana, donde disponen de este servicio en el HUC (La Laguna), el HUNSC y el antiguo Hospitalito (Santa Cruz de Tenerife).