Carnaval
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
60.000 personas quedan en Facebook para ir de barbacoa al chalé de Pablo Iglesias leer

Rebobinados hace historia y gana

La murga de Romén Soriano, los superhéroes de la primera fase, se alzaron con el primer premio de Interpretación, en un veredicto sorprendente, al olvidar a Castorcitos. La fase de ayer, de alto nivel.
@HGonar
21/ene/18 1:24 AM
Edición impresa
Rebobinados hace historia y gana

R ebobinados hizo historia anoche al lograr el primer premio de Interpretación, el único que le faltaba en su trayectoria, con dos segundos en 2013, 2015 y 2017, y un tercero en 2012. Su letrista talismán, Juan Bazzocchi; en tándem musical con Sara Febles y Romén Soriano. Resultó inexplicable la ausencia de Castorcitos en Interpretación. El premio de Emmasa al diseño más sostenible, de nueva creación, fue para FrikyWiky's. El galardón Alberto Marichal, que entrega desde este año Chinchositos, recayó en Paco Cortés (Rebeldes), y El Compinche, a El Cabito. También hubo reconocimiento a Carricitos, por sus 25 años en la fiesta.

Los premios se entregaron al término de la tercera y última fase de murgas infantiles, de gran nivel, precisamente gracias a Castorcitos, que parecían los mejores de las tres fases; Distraídos, exquisitos en letras; Guachi, muy infantiles y comerciales, y la bomba musical de Redoblones.

1.- Los Castorcitos (2006).- Su actuación fue una demostración de por qué enamoran las murgas y de que la cantera pisa fuerte. Un espectáculo. Ajustados al tiempo, simplificaron su pasacalle para entrar directo a sus temas. Ganadores del primer premio en 2016 y 2017, a las órdenes de Ángel Cabrera, interpretaron "Los cuentos", una letra muy infantil y rica, con una estructura dividida en tres bloques. Su letrista, Yone Expósito, jugó con los cuentos de Caperucita, para referirse a las madres; o al Patito Feo, por aquellos que son diferentes; Pinochos, por promesas incumplidas; Aladin, por el genio de las notas; Los Tres Cerditos, por la pobreza, o La Sirenita, por la contaminación. Una genialidad. Luego siguieron con un cuento de miedo (a la inseguridad) y remataron con los personajes de los cuentos para sentenciar que las reinas de su cuento son... sus madres. Gran tema.

Segundo, "Los globos", también de Yone Expósito. Ingenio a raudades del letrista: con globos que cuando se pinchan rompen ilusiones. Una canción de Carnaval. En una pared pincharon unos globos e hicieron el "doble" salto mortal. Descubrían la palabra bulling a la vez que utilizaban cada letra para definir algo negativo.

Y tocaron el cielo con el final, dando un globo a cada una de las cuatro murgas ausentes. Al final, un grito unánime: ¡esto sí que es, un pedazo de murga!

2.- Distraídos (2006).- Después del nivelón marcado por Castorcitos parecía que se había roto el concurso. Pero llegaron Distraídos, cuyas letras destilan oro gracias a Carlos Casanova.

Con un montaje musical muy alegre y con la fuerza de Yeray Martín, los niños hicieron una "presentación Disney" para puntuar en disfraz. Luego pasacalle para animar a la grada y primer tema. "Nota a los padres" es un enfoque diferente, con selección musical novedosa, vocalización y dando la vuelta al día a día en el hogar. Los niños pusieron nota a sus padres y los suspendieron por tirar las latas en la playa, convertir el monte en un estercolero o el maltrato animal. Luego fueron más ambiciosos e hicieron una ecuación con la X de papá y la Y de mamá, que al despejar la incógnita separa a los hijos.

Tercera parte: Cantaron en inglés para reprochar que la concejala no se entera de que hay murgas sin local. Y en un más difícil todavía, jugaron con las preposiciones e hicieron su canción.

Su segundo, "Los garabatos", una canción muy Zeta-Zetas, en el que se quedaron en blanco los niños, en su fantasía, para comenzar a pintar: no agobies, que cada niño va a su ritmo, y se quedaron con un disfraz de monigote ZZ.

Siguieron con una joya. Una letra exquisita para referirse a un tema tan sensible como el de los niños que juegan con muñecas y se quedaron vestidos de azul y rosa. Y remataron con dos dibujos y efectos para rendir homenaje a los abuelos. De jóvenes, cuando le daban la vuelta, aparecían mayores. Letras exquisitas con enfoques muy originales.

3.- Melositos (1990).- Con una fantasía de Santi Castro subieron los niños de Luisa Cañizares. Especial dedicatoria de su director para Juan Llarena, el recordado presidente de la sociedad que tiene su sede en Luisa Machado. Su primer tema, "Carnaval a mi manera", fue una letra collage con variopintas referencias de cuánto preocupa a los niños o lo que ven por la tele. Incluyeron una mención a la educación y a que las murgas ya no tocan la trompeta con una retahíla, para acabar sentenciando que son Carnaval y recordar a las cuatro murgas ausentes.

Se despidieron con una historia, "Un día de compras con mamá", en la que recriminaron el compartamiento de aquellos que no ceden el sitio a las embarazadas. Han trabajado para disfrutar del Carnaval.

4.- Guachipanduzy (1991).- Tremendos en pasacalle y despedida, una bomba sobre el escenario. Con sangre murguera en las venas, Lara Coello, hija de Juanjo, el fundador. Antes de comenzar su repertorio, una niña llevó a la directora unainstrumento y le dijo: "esto es una trompeta", en referencia a una característica de las murgas que está en vía de extinción.

Con un repertorio muy infantil y amable, con el sello de Félix Padilla -letra y música-, comenzaron con "Dos gotas de agua", en el que hablaron de los parecidos, desde algunas incoherencias de los padres, que dicen una cosa y hacen la contraria, hast las comparaciones físicas. Buena adaptación de "Despacito", para ser divertidos con lo que oyen los niños desde su habitación. Acabaron con un brindis por la familia.

En el segundo, "De hamburguesa y ensalada", dividieron la murga en dos: niños que hacen deportes y a aquellos a quienes les gusta dormir la mañana y comer. También muy infantil, con buena selección musical, y algunos golpes de humor como "quiero ser como Bermúdez, pero crecer más". Una de las gratas sorpresas por lo que han mejorado.

5.- Raviscuditos (2009).- La decana de las murgas infantiles llegadas del Norte estrenó directora, Nayi Álvarez, hija del director de toda la vida, Ruky. Han trabajo mucho para llegar a Santa Cruz, contando con el apoyo de Zeta Zetas que hasta los ayudó en el disfraz.

Comenzaron con una interpretación de solista, para seguir con pasacalles. El primer tema, un combate de boxeo, en el que "dieron un directo" al político, por prometer un hospital en el norte que todavía no existe; cantaron, así como brindaron, por la cantera del Carnaval.

El segundo, "Fantasía o realidad", segunda parte de la crítica al Carnaval, para denunciar que se cargan la fiesta, desde la orilla a la cumbre. Defendieron el orgullo de nacer en Canarias, para criticar la educación que se imaparte en las islas o rechazar la basura en las playas. Acabaron con "Tenerife Fantasía". Son de las murgas más infantiles.

6.- Frikywiky's (1998).- Celebrando 19 años en el Carnaval llegaron los niños de Katy Rancel, una apuesta por la murga infantil que este año estrenó a Neria Rodríguez Govea como directora. Abrieron su tiempo de concurso con una presentación para realzar su fantasía.

Luego, pasacalles, en busca de conectar con el público. En el primer tema de su repertorio, "Lucha por la cantera", pidieron a los mayores más respeto con los niños, evitar la rivalidad y defender la humildad. No vale todo por ganar, recordaron.

Luego, la segunda canción, una apuesta por las divertidas historias, "Excursión al Loro Parque", que comenzó con una serie de canciones propias de excursión para llegar al Loro Parque, donde encontraron algunos animales parecidos a determinados personajes. Al final, apostaron por recuperar la ilusión.

De los mejores momentos, su despedida, por el ritmo que imprimieron y que conectó con el público. Una murga que año a año trabaja y se entrega por cuidar la cantera.

7.- Redoblones (2018).- Tenían la responsabilidad de cerrar la fase de mayor calidad y eran los esperados por el historial rebelde de su fundador, Jose Cortés "El Pirata". Redoblones es un murgón, al que precisamente le molestó la letra para haber estado muy arriba en el podium. Musicalmente, trepidantes. Suenan como una bomba, y eso a veces pasa factura cuando tiembla el letrista.

Presentación y un pasacalle con garra. Primer tema, "Niñas azules, niños rosados", una canción en la que rechazaron que se trate a las personas con desprecio, dijeron no al acoso escolar y apostaron por la igualdad. Lo mejor, el rap y las retahílas en un alarde coral. Su percusionista, Brian Brito, hizo doble con Distraídos.

Un espectáculo, como ver al Pirata en su regreso a la dirección, diez años después de la última vez.

El montaje, de Javier Suárez Plata, sensacional, nada que ver con su trabajo en Sofocados.

El segundo tema, "Escuela de buceo Redoblones", una apuesta por las ideas del Pirata, pero muy alejadas del espectáculo, acabaron criticando la suciedad en las plazas, con un toque de humor a las microalgas y desde la proximidad de los niños que no pudieron ir a la plaza en verano. Genialidad del letrista, Dani García, cuando juega al veo veo.

Redoblones dio la campanada. Estreno por lo alto, al margen de premios.

INTERPRETACIÓN

1. REBOBINADOS

2. GUACHIPANDUZY

3. MAMELONES

Ac. DISTRAÍDOS

PRESENTACIÓN

1. MAMELONES

2. RETORCIDITOS

3. DISTRAÍDOS

Ac. LOS REBELDES

Premio Compi (más infantil)

EL CABITO