La Laguna

La última fase del Palacio de Nava rondará los dos millones

Un centro de interpretación turística, espacios administrativos y otras salas, entre los usos previstos El Gobierno regional esperaba poder licitar durante este año.
D. Ramos, La Laguna
10/abr/18 6:17 AM
Edición impresa
 

La última fase de las obras del Palacio de Nava, junto a la lagunera plaza del Adelantado, rondará los dos millones de euros. La concejala de Patrimonio Histórico del Ayuntamiento de La Laguna, Candelaria Díaz, explicó que el coste de estos trabajos se situaba en torno a 1,9 millones, pero que es posible que se tenga que realizar alguna actualización de precios al tratarse de un proyecto desarrollado hace unos años.

"El director de Patrimonio del Gobierno de Canarias, Miguel Ángel Clavijo, está muy interesado en finalizar ya la fase de la obra que queda para poder abrir el edificio y que ya podamos disfrutar de él", manifestó la nacionalista, que recordó que este inmueble depende del Gobierno regional y que será esta institución la que se encargue de los trabajos de rehabilitación necesarios.

Preguntada por el estado en el que se encuentra actualmente la instalación y el plazo para las obras que restan, la edil señaló que se requería un informe de la Comisión Insular de Patrimonio con el que ya cuenta el Ejecutivo autonómico, y que la intención era que la licitación tuviese lugar este año. "Pero eso son ya los tiempos del Gobierno", puntualizó, antes de indicar que el proyecto estaba redactado previamente.

"La idea es que una parte del edificio sea para el municipio, para el ayuntamiento. Lo que se planteaba era poner ahí el centro de interpretación turística; sin embargo, el inmueble es enorme...", afirmó. "Ellos también quieren tener una parte del uso al ser una instalación del Gobierno de Canarias", añadió sobre las aspiraciones regionales con respecto a este espacio. El problema que ha surgido es que, en principio, las sedes autonómicas solamente pueden estar ubicadas en las dos capitales, esto es, en Santa Cruz de Tenerife y en Las Palmas de Gran Canaria. "Estaban analizando si esa ley de sedes se puede modificar o si tiene algún resquicio para instalar aquí alguna dependencia de la Viceconsejería de Patrimonio, que sería la primera vez que ocurre", apuntó Díaz.

Sea como fuere, la voluntad del consistorio lagunero es que finalmente el palacio albergue el centro de interpretación turística -con lo que se ampliarían notablemente las dotaciones actuales para este fin- y que, aparte de eso y de las zonas administrativas, también contase con salas de exposiciones y de reuniones. "El edificio da para bastante", consideró la concejala.