Santa Cruz de Tenerife

Leyendas aborígenes sobre la mujer

Nueve cuentos, escritos por Ernesto R. Abad, Pepa Aurora, Yolanda Díaz y Andrés G. Novoa, "actualizan" mitos antiguos prehispánicos que han sido recogidas en el libro "Voces del malpaís".
Raul Gorroño
15/abr/18 6:31 AM
Edición impresa
Leyendas aborígenes sobre la mujer

A ndamana (Gran Canaria), Eceró (El Hierro), Ico (Lanzarote), Guacimara (Tenerife), Laurinaga (Fuerteventura), Guayanfanta (La Palma), Ana Sánchez (La Gomera), Chinijo (La Graciosa) o Tenesoya Vidina (Atlántico) son las protagonistas del libro "Voces del malpaís. Leyendas canarias", que acaba de publicar Diego Pun Ediciones, dentro de una colección que espera tener continuidad.

Esta obra de unas ochenta páginas, que fue presentada en el Espacio Cultural de CajaCanarias de Santa Cruz, contiene nueve cuentos independientes basados en mitos aborígenes de cada una de las islas canarias, que han sido escritos por las grancanarias Pepa Aurora y Yolanda Díaz y por los tinerfeños Ernesto R. Abad y Andrés G. Novoa. Las ilustraciones son obra del artista tinerfeño Nareme Melián, autor del último cartel del Carnaval chicharrero.

Como bien explicó Cayetano J. Cordovés, uno de los directores de la editorial junto a Ernesto Rodríguez Abad, esta obra ofrece "cuatro puntos de vista que reflejan la vida de las Canarias en la época prehispánica. Mujeres diferentes que lucharon, se rebelaron o fueron críticas con el poder, la tiranía o la sociedad que las rodeaba".

La intención de todos los autores al recrear los relatos, surgidos de la tradición oral, es reflejar la vida de la mujer aborigen, sus aptitudes y sus cualidades. "Las leyendas están llenas de apuntes históricos acerca de la conquista de la islas, de las invasiones piráticas que sufrieron durante siglos y de la cultura aborigen.

El escritor Ernesto Rodríguez Abad comentó que "conviene revisar todo nuestro mundo de tradiciones, pero desde un punto de vista muy actual. Cada uno de los autores hemos tratado de darle nuestra propia visión sin olvidarnos de que estamos rescatando todo ese acervo de narraciones orales antiguas, pero viéndolas desde hoy".

Al parecer, sin ponerse de acuerdo previamente, todos se centraron en el mundo femenino aborigen, con protagonistas que lucharon simbólicamente por defender su capacidad de decisión, de tomar iniciativas. "Todas las historias las protagonizan mujeres aborígenes que se plantean la lucha por el amor, la tierra, la libertad incluso. La única en la que hay un protagonista masculino es la referida a La Graciosa. No encontré una mujer y como no quería que se quedase sin estar representada cogí una de un pirata", explicó Rodríguez-Abad.

La mayoría de estas narraciones se basan en fuentes orales, en gente mayor que las recuerda desde la niñez, que han sido contadas de generación a generación, aunque también se han consultado y revisado algunas publicaciones que las refieren, sobre todo las realizadas en la época romántica, una mezcla de hechos naturales y sobrenaturales que casi se convierten en mitos.

"Cada uno hemos recurrido a informantes de diferentes Islas y hemos partido de diferentes vivencias que hemos tenido. Hay casos, como el de Pepa Aurora, que recibió una que parte de una canción que escuchó en La Gomera, donde empezó a preguntar y llegó al personaje de Ana Sánchez, que parte de un mundo prehispánico y llega a los orígenes de porqué se canta esa canción. Es un viaje literario muy interesante".

También se refirió al cuento de Guayanfanta en La Palma, de la zona de Tijarafe o Los Llanos, sobre un mujer gigante, bellísima, que luchaba. "En La Palma las mujeres luchaban, se enfrentaban a los soldados como uno más junto a los hombres en la batalla", precisó.

Con respecto a su versión de Guacimara en Tenerife, resaltó que "intento hablar de costumbres. La enlazo con Guayota y Achamán, los dos dioses del mundo aborigen y, a partir de ahí, dar una visión de Guacimara más alejada de la versión romántica que encontramos. Ella es más luchadora, mas independiente, más fuerte, más de este siglo, entroncándolo con lo que pudo ser la conquista de las islas y la lucha por la libertad", matizó.

"Voces del malpaís. Leyendas canarias" trata de reflejar la importancia de la tradición oral para intentar conocer, en parte, algunos detalles imaginados de cómo pudo ser la realidad de aquellos seres que habitaron las islas antes de la conquista, sus costumbres y sus creencias.

Con afán de continuar la colección

La idea, según los responsables de Diego Pun Ediciones, es continuar la colección con otro libro que recopilará leyendas existentes en cada una de las islas sobre brujas, trabajo que está previsto realicen Ernesto Rodríguez Abad, Pepa Aurora y Cecilia Domínguez. También se espera abordar otros títulos basados en diferentes textos e historias orales referidas a piratas, otro sobre grandes casonas y palacios misteriosos diseminados por Canarias y otro relacionado con las leyendas urbanas actuales, entre otros temas de interés que puedan surgir. "Las que hemos publicado en este libro son todas de la época prehispánica, pero la intención es seguir con leyendas posteriores, hacer toda una colección atractiva tanto para el público adulto como para los escolares, en la que partiremos de diferentes historias para ir rescatando un poco nuestra propia cultura e idiosincrasia desde el punto de vista de hoy. Hay una cantidad de leyendas impresionante, queda mucho por hacer en este campo", aseguró Rodríguez Abad.