Carnaval

Más de un millón de personas y 35 millones de impacto económico

Humberto Gonar, Tenerife
13/mar/19 6:52 AM
Edición impresa
Más de un millón de personas y 35 millones de impacto económico

Humberto Gonar, Tenerife

El alcalde José Manuel Bermúdez y los concejales de las áreas implicadas en la fiesta ofrecieron ayer los datos de una edición que pasará a la historia como el Carnaval de los récord, con más de un millón de participantes y un impacto económico de 35 millones de euros. "Mayor participación, más gente disfrazada y una ciudad volcada en su fiesta". Fue la conclusión del alcalde, que puso énfasis en el Sábado de Piñata, esta edición Sábado de Juan Luis Guerra, con 18 horas de música ininterrumpida y 400.000 personas.

La concejala de Fiestas, Gladis de León, apuntaló un "balance muy positivo y histórico", y siguió con los récord: más de 110.000 personas en los concursos; hasta el de agrupación musicales aumento un 10% su taquilla. Los dos carnavales de día reunieron a 500.000 personas, la gala fue vista por cinco millones de televidentes y el concurso de Ritmo y Armonía, por 3,5 millones, según aseguró.

Frente a más de un millón de personas que disfrutaron del Carnaval, la concejala de Seguridad de Santa Cruz, Zaida González, dijo que el hospital de campaña, que gestionó Cruz Roja en colaboración de Protección Civil en asistencia de primeros auxilios, atendió a 681 personas, de ellas 131 menores, por intoxicaciones etílicas y traumatismos por caídas; en la plaza de España se prestaron 115 asistencias. La también primera teniente de alcalde destacó la labor de dos miembros de Protección Civil, que recuperaron de parada respiratoria a dos personas en la vía pública. También precisó que el nuevo Punto Violeta realizó siete atenciones, confirmando dos casos de violencia de género.

Precisó nueve detenciones y 126 actas por tenencia y consumo de sustancias estupefacientes, así como 5.814 llamadas de vecinos para reclamar intervención en materia de tráfico. Aún hoy, hay 525 objetos perdidos esperando por sus dueños.