Criterios
COMENTARIO INTERNACIONAL ENRIQUE VÁZQUEZ

Segunda fase, ¿Irak?


15/feb/02 20:53 PM
Edición impresa

UN INFORME DE "THE GUARDIAN" daba ayer por hecho que en breve Washington lanzará una operación militar de envergadura en Irak para desalojar del poder a Saddam Hussein. Y horas antes se vio un preanuncio en la expresión del presidente Bush quien, preguntado al respecto, dijo que se reserva todas las opciones. Que la tentación ronda por la Casa Blanca y, sobre todo, por el Pentágono es un secreto a voces: el 18 de noviembre la consejera de seguridad nacional Condoleezza Rice describía a Saddam como un peligro para su pueblo, para la región y "para nosotros" (...) y el reputado articulista del liberal "The Washington Post" Jim Hoagland, un exponente del consenso intelectual imperante, pedía el fin de este régimen terrorista... La semana pasada, en los días de la visita de Ariel Sharon a Washington, la Prensa israelí fijaba abiertamente la operación para el mes de mayo y el primer ministro reafirmaba lo sabido: Israel apoyará cualquier acción de los Estados Unidos a este propósito, aunque, verosímilmente, y por razones de oportunidad política, la aviación norteamericana utilizará bases en Kuwait y Turquía. Con todo esto, en Bagdad tienen asumido el ataque y, además de algunos (e inútiles) preparativos de orden militar, están haciendo política para impedirlos. Para resumir, es fácil vaticinar que, en aplicación de la resolución 1.284, los inspectores de armamentos de la ONU (UNSCOM) volverán al país, que dejaron en diciembre del 98. El gesto, de golpe, privaría a Washington de un argumento central. En realidad, como saben los iniciados, cuando el Consejo de Seguridad renovó el programa "Petróleo contra alimentos" (29 de noviembre pasado) se abrió un período de seis meses en el que sobre todo París y Moscú confiaban en convencer al gobierno iraquí de la necesidad de aceptar la inspección. Ellos, como China y muchos otros Estados, no aceptarían una acción militar sin luz verde de la ONU.

COMENTARIO INTERNACIONAL ENRIQUE VÁZQUEZ