Criterios
FRANCISCO JOSÉ SANTOS MIÑÓN

Desde mi observatorio

3/may/18 6:37 AM
Edición impresa

Si bien no he recibido aún los informes que he solicitado de la Consejería de Educación del Gobierno Canario, del Cabildo de Tenerife, del Ayuntamiento del Puerto de La Cruz, de la Universidad Europea de Canarias y de la Universidad de La Laguna, de los resultados de la visita de la importante delegación académica de San Petersburgo, que nos visitó los días 12 y 13 de abril pasado, lo que sí puedo asegurar es la buena disposición de los componentes de esta delegación, con el deseo de honrar a nuestro universal compatriota Agustín de Betancourt y llegar a acuerdos, convenios o tratados con los organismos detallados, para hacer perdurar e incluso mejorar la relación entre donde nació, el Puerto de la Cruz, y donde murió y está enterrado, San Petersburgo, la ciudad imperial rusa, la segunda en importancia después de Moscú.

Ha sido una importante delegación académica, compuesta por dos rectores, dos vicerrectores, uno de ellos Dimitry Kusnetsov, autor del libro "Betancourt, ingeniero por excelencia", escrito después de 15 años de investigación, de 667 paginas, ofrecido generosamente a las bibliotecas de la Isla, ignorando si se ha tomado alguna disposición a este respecto; un catedrático de la Universidad de Vías de Comunicación, fundada por Betancourt, hoy en día Universidad Estatal de Ingenieros de Caminos de San Petersburgo, investigador de su obra; Guennadi Popov, presidente de la Fundación de Educación y Cultura de San Petersburgo, y Alexander Chernosvitov, director de la Fundación Alexander Pushkin de Madrid, que actuó de intérprete, porque tristemente no hablaban español, ni nosotros ruso, con lo cual la relación era complicada. Esta situación se va a dificultar en el futuro, porque Chernosvitov está a punto de retirarse y va a regresar a Rusia y no sabemos quién lo va a relevar, y si va a tener la misma disposición. Su venida coincidió con una importante reunión de las Regiones Ultraperiféricas de Europa, presididas por Canarias, con lo cual los interlocutores fueron en parte de inferior nivel de lo deseado y las conclusiones se están haciendo esperar.

Para la delegación rusa la visita ha sido una continuación de las actividades dedicadas al 260 aniversario del gran ingeniero canario que han tenido lugar en San Petersburgo en febrero de este año, donde se organizó una Conferencia Internacional en torno al legado de Betancourt en distintos campos, así como varios eventos simbólicos. En particular, el gobernador de San Petersburgo firmó el decreto de adjudicación del nombre de Agustín de Betancourt al nuevo y majestuoso puente sobre un afluente del río Neva, que servirá para descongestionar el centro de San Petersburgo, la ciudad más turística de Rusia, por sus bellezas y grandes monumentos, muchos de ellos obra de Betancourt. En Madrid, la delegación participó en las reuniones de la Comisión Intergubernamental España-Rusia, presidida por parte rusa por su ministro de Transportes. Tuvieron entrevistas con el director general de Universidades de la Comunidad de Madrid, con el rector de la Universidad Politécnica de Madrid, y con el presidente del Colegio de Ingenieros de Caminos. Visitaron varios laboratorios de Obras Públicas y la compañía TALGO. El tema principal de estos encuentros fue destacar el papel de Agustín de Betancourt en el fomento de la ingeniería en España y Rusia y en el desarrollo de las relaciones de cooperación hispano-rusas. Durante las entrevistas se entregó el libro "Betancourt, ingeniero por excelencia", ya citado. Por ultimo, en la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Caminos se inauguró la Exposición "Betancourt en Rusia" y tuvo lugar un acto cultural dedicado al 260 aniversario.

En Tenerife se tuvieron entrevistas con el viceconsejero de Educación y Universidades Pérez Dionis, con el consejero insular de Cultura y del Comité 2030 del Cabildo, García Marichal, con el rector de la Universidad de La Laguna, Antonio Martinón, con el alcalde y una representación de la Corporación Municipal del Puerto de la Cruz, donde a continuación de la recepción se colocó una corona de flores en el busto de Betancourt, situado en la plaza de la Iglesia de la Peña de Francia, frente al hotel Monopol, donde vivió la familia Betancourt. Con Pablo de Sousa, coordinador de Ingenierías de la Universidad Europea, donde se está realizando un importante trabajo de investigación y edición de unos libros sobre las figuras de José, Agustín y María del Carmen Betancourt. Por ultimo, se visitó el magnífico y cuidado archivo familiar de la familia Betancourt y Castro, de don Juan Cullen Salazar, a quien mostraron su agradecimiento. Agradeció también la delegación la labor desinteresada del presidente de la Fundación Betancourt y Molina.

FRANCISCO JOSÉ SANTOS MIÑÓN