Santa Cruz de Tenerife

Pasaje a la India

El quinteto tinerfeño Nicotine Swing participa en el Rajasthan International Folk Festival. El swing y el gipsy jazz conforman el esqueleto musical de un proyecto con diez años de vida.
Jorge Dávila (@davilatoor)
8/oct/17 7:05 AM
Edición impresa

P uede que cuando esté leyendo esta información sus posibilidades de asistir al concierto de Nicotine Swing se hayan agotado. Salvo que tenga acceso a esta información a través de internet y usted se encuentre en la India, ver en directo hoy a Nicotine Swing se antoja bastante complicado. Y es que el quinteto tinerfeño es una de las propuestas dominicales que manejan los organizadores del Rajasthan International Folk Festival. Alexandra García (voz), Diego Jorge (Clarinete), Ignacio Martínez (guitarra), Juan Carlos Baeza (contrabajo) y Yeray A. Herrera (guitarra) se estrenan a nivel internacional en el continente asiático.

Nicotine Swing lleva material "Nuevo", que es el título con el que han bautizado a su última aventura discográfica, pero en el equipaje también están las partituras de las canciones que dieron forma al primer álbum de un grupo que se fundó en 2007. "Esta es una de las grandes citas de las músicas del mundo que se organizan a nivel internacional", asegura Baeza.

Envueltos en una escenografía retro que realza su inclinación hacia el swing y el gipsy jazz, Nicotine Swing acumula actuaciones en Tenerife, Barcelona, Las Palmas de Gran Canaria o León. "Es una oportunidad para poder entrar en contacto con otras culturas musicales y conocer desde dentro un festival que, a su vez, se preocupa por defender la esencia que está insertada en su folclore popular", asegura el contrabajista natural de Uruguay.

Un pasado que brilla bajo un barniz de contemporaneidad. Eso es lo que destilan las composiciones de "Nuevo". Está el tanto ("3238"), pero también aparecen géneros tan dispares como el funk ("Don't love me that much"), texturas más cinematográficas como las que sonaron en filmes como "West bolero" o "Django Reinhardt" o ritmos europeos (Remember Budapest) .

Vea aquí el videoclip de la interpretación de "Don't love me that much" a cargo de Nicotine Swing.