Santa Cruz de Tenerife

Tenerife, capital de la moda nupcial

En la última jornada de Feboda, el diseñador Leo Martínez sorprendió con su nueva colección inspirada en "Memorias de África".
Mariam Moragas
9/oct/17 6:12 AM
Edición impresa

L a larga pasarela de Feboda se perfiló con eucaliptos y proteas. Su revestimiento, en blanco, evocaba que era de hielo. Catorce desfiles y cerca de 150 propuestas para novia, novio, madrina e invitados llegaron de la mano de firmas locales y nacionales.

Tres días de feria que se clausuraron ayer con la colección "Spirit Tour 2018" de Oswaldo Machín. Novias capaces de mover al son de "Celebration" grandes aberturas que se recogen en un sutil drapeado a la altura de la cintura. Faldas con corte lady que dejan el protagonismo a las espaldas descubiertas y ribeteadas con blonda. Novias de largo con calado que llega hasta el ombligo, tanto en manga larga como japonesa. Transparencias en los brazos con puños y cuellos dibujados. Encajes que visten a la novia al completo.

Leo Martínez sorprendió. La colección inspirada en "Memorias de África" aparecía tras el grito del león que se plasma en la inmensa pantalla. La imagen del diseñador chicharrero se mostró limpia y renovada. Tres propuestas para invitada y siete novias hicieron que la atención del recinto ferial se depositara sobre las modelos. Colores en torno al violeta formaban la túnica que se cubría con una capa suave y vaporosa en el mismo color pero diferente tono. El collar XXL de plumas abría el espectáculo. Los fríos teñían encajes que envolvían el cuerpo y tules que daban forma a femeninas colas que también se hicieron presentes en el color de la vainilla. Todo giraba alrededor de los complementos de la icónica película de Meryl Streep y Robert Redford, incluso la forma en la que cubrían la cabeza. Las novias de blanco nuclear se mostraron lánguidas y sensuales con alguna línea brillante que favorecía a la mujer y destacaba las virtudes de su silueta. Pocas fueron las espaldas que dejó al descubierto, tal vez por aquello de "mejor sugerir que enseñar". Los dos piezas tuvieron presencia justo antes de que Martínez regalara uno de sus ya famosos tocados de plumas. Diez propuestas que el diseñador mantuvo en secreto hasta ayer.

Las creaciones que By Loleiro ha presentado en las pasarelas nacionales podían hacer pensar que ya estaba todo visto, sin embargo la diseñadora sevillana fue capaz de rizar el rizo hasta lograr que las pamelas extremadamente grandes deleitaran a los presentes. El juego de las plumas llegó desde los elementos que hacen posibles los cinturones hasta las peonias que se esconden bajo el ala del sombrero. Los guantes bordados a mano juegan con metales y cristales, mientras que hombreras, cuellos y diademas se inspiran en los cardos borriqueros, los mismos que adornan la chistera de la sombrerera que se descubre cuando sale a saludar a un público entregado.

La diseñadora María Cao -Lanzarote- apostó por los cortes más originales. En pantalones de lamé o con campanas con transparencias. Chaquetas de encaje, vestidos de flecos de cristales, o de gasas bordadas. El color del lacre llega hasta los pies, mezclando tejidos y formas. El movimiento lo da el tul de su falda, que se mueve como si se tratara de suaves pañuelos, el mismo efecto que se consigue en el vestido negro que modela Raquel Iboleón, Miss Word Tenerife Canarias 2017. La pieza estrella, aquella que también estuvo presente cuando Cao era premiada en la Geneva Fashion Awards, cubre las piernas, de rodilla a tobillo, con imponentes plumas volátiles.

La jornada del sábado fue tan frenética como interesante. Revolte Couture no arriesgó en colores, pero sí en cortes, espaldas y tejidos. Una de las grandes sorpresas llegó con las propuestas de madrina de Boda Más. Las combinaciones atrevidas, sobre todo en colores y texturas, demostraron que las firmas propias de El Corte Inglés son tan actuales como atrevidas. Solo quien las luzca pondrá el límite. Blumynt hizo una selección de las marcas que oferta. No abusó ni de los adornos exagerados ni de los cortes imposibles. Se volcó en una línea sencilla pero de calidad. Amarca, que presentó en Tenerife la colección con aires marinos el pasado día 29, supo recrear en una decena de piezas lo que esconde la colección al completo, tanto para invitadas como para novias. Sedomir Rodriguez de la Sierra le dio una vuelta a la colección Nature des Rêves. Dinovia rompió con las líneas sencillas. Apostó por faldas de princesas, corpiños, superposiciones y volantes.

El viernes abrió Pronovias Barcelona con tan solo tres puestas en escena. A continuación Juan Carlos Armas, que ofreció diez de los prototipos de Frida aderezados, como ya es costumbre, con los complementos de Juan Gil Melián. Boda Más de El Corte Inglés mostró las diferentes etiquetas para caballeros. MyM dieron algunas pinceladas de las líneas que esconde la colección Ofelia, complementada con los tocados de Martina Dorta, muy en la tendencia botánica que llega para 2018.

En Tenerife suenan campanas de boda con una pasarela que se afianza.