Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
Detenido tras disparar una escopeta por fuera de un centro de salud tinerfeño leer

El Iberostar Tenerife pugna con los grandes por Mateusz Ponitka

El alero polaco del otomano Pinar Karsiyaka tiene una oferta aurinegra sobre la mesa Su contratación se antoja compleja por la competencia.
El Día, Santa Cruz de Tenerife
13/jul/17 6:11 AM
Edición impresa
El Iberostar Tenerife pugna con los grandes por Mateusz Ponitka

El joven polaco de apenas 23 años Mateusz Ponitka es uno de los jugadores por los que suspira el Iberostar Tenerife, que sigue a la espera por si Marius Grigonis finalmente se va. Si bien el interés aurinegro por el alero se desveló hace unos días, EL DÍA ha podido saber que existe una oferta en firme por el jugador, que pertenece al conjunto turco del Pinar Karsiyaka -exequipo del actual entrenador canarista Nenad Markovic-, después de que en el pasado periodo estival firmase un contrato por dos años.

Con todo, afrontar la cláusula de rescisión de su vigente acuerdo -se estima que está en torno a los 50.000 euros- no sería un gran escollo para el representativo, toda vez que ha ingresado cantidades económicas por las salidas de Txus Vidorreta y Aaron Doornekamp.

El principal inconveniente estriba en el interés de otros equipos grandes. De este modo, el Barcelona y el Baskonia estarían interesados en ficharle.

De hecho, ambas escuadras persiguen firmar a un alero. El principal escenario de pugna entre catalanes y vascos vivió un nuevo capítulo ayer. El Baskonia ejerció el derecho de tanteo sobre el tres Adam Hanga, igualando la oferta del Barcelona, y reteniendo sus derechos en la Liga Endesa.

El conjunto que va a entrenar Pablo Prigioni dispone de cinco días naturales para firmar el contrato con el húngaro. Otras dos opciones podrían pasar por que Hanga decida jugar en Europa o que luego el Barça llegue a un acuerdo de traspaso con los vitorianos.

Si Hanga sale de España, Ponitka podría pasar a primer plano y el Canarias perdería toda opción. Con menor solvencia económica, a los laguneros solo les queda esperar.