Internacional

breves


Otro miembro de Hamas abatido
14/jun/03 18:07 PM
Edición impresa

Otro miembro de Hamas abatido

Un activista de Hamas murió anoche en un nuevo ataque con helicópteros de combate israelíes contra un vehículo en Gaza, que también causó 26 heridos, tres de ellos en estado grave, según fuentes médicas palestinas. Fuad al Lidaui, de 26 años, miembro de Hamas, murió durante el ataque, según anunció el grupo radical palestino desde los altavoces de una mezquita del campo de refugiados de Jabaliya, en el norte de la franja de Gaza, de donde procedía el activista.

Acuerdo medioambiental

Los ministros de Medio Ambiente de la UE alcanzaron ayer un acuerdo político sobre la normativa que garantiza la responsabilidad de los causantes de contaminaciones de la naturaleza, basada en el principio de "quien contamina paga". La propuesta de directiva (ley-marco), que aún debe ser aprobada por el Parlamento Europeo, quiere establecer un sistema de responsabilidad que obligue a las empresas a prevenir y reparar los posibles daños ambientales derivados de sus actividades. La ministra española de Medio Ambiente, Elvira Rodríguez, mostró su satisfacción por el acuerdo.

Viaje de Palacio a Mauritania

La ministra española de Asuntos Exteriores, Ana Palacio, llegó ayer a Nuakchot para conocer la situación en Mauritania tras el fallido golpe de Estado contra el presidente, Maauiya Uld Sid Ahmed Taya, con quien se reunirá hoy. Palacio, primera responsable política internacional que visita el país tras el intento de golpe de Estado, fue recibida por su colega mauritano, Uld Tolba, con quien cenó anoche. Fuentes diplomáticas subrayaron el deseo de la ministra de visitar Nuakchot para expresar el respaldo del Gobierno español a las autoridades mauritanas.

Los checos votan si entran en la UE

La primera jornada del referéndum sobre el ingreso de la República Checa en la UE se desarrolló sin incidentes y con una participación de en torno al 25 por ciento del electorado, según los sondeos de las empresas de demoscopia. El referéndum, de carácter vinculante, no requiere sin embargo ningún porcentaje mínimo de participación para que sea válido. Los principales líderes políticos acudieron a las urnas poco después de la apertura de los colegios electorales. El presidente del país, Vaclav Klaus, fue de los primeros en ejercer su derecho constitucional, si bien no quiso desvelar la dirección de su voto.