Internacional
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
May supera la moción de confianza como líder del Partido Conservador leer
UNIÓN EUROPEA

Berlusconi, desde hoy presidente de turno, no quiere competir con EEUU


AGENCIAS, París/Berlín
1/jul/03 18:16 PM
Edición impresa

El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, que asume hoy la presidencia semestral de la UE, se mostró ayer partidario de una Europa "fuerte" pero que no compita en el ámbito político con EEUU. "Occidente debe ser algo unido. No creo en la posibilidad de una competencia entre nosotros y EEUU. En el plano económico, sí, por supuesto, pero no en lo que se refiere a la política", dijo Berlusconi, en una entrevista con la emisora "Europe 1".

Tras recordar que el mundo cuenta hoy con una "sola superpotencia militar" que es EEUU, afirmó que Europa "debe ser complementaria" de EEUU. Al mismo tiempo, insistió en que Europa debe tener "una defensa común, pues ella, uno no tiene potencia diplomática ni política". "Comparto la idea de una Europa fuerte. Creo mucho en ella. No es sólo la Europa económica" de la moneda única la que "puede darnos en el futuro el bienestar, la paz y la seguridad en el mundo entero", dijo.

Señaló que ha habido paz y seguridad internacional "gracias a los contribuyentes de EEUU", que se ha gastado un 4% de su PIB en defensa, mientras que los europeos destinaban sólo entre el 1 y el 1,5 por ciento.

"Ahora, dijo, existe una situación en la que Occidente debe preguntarse si, de cara al futuro, hay que intentar no sólo dar agua, sanidad y educación a los pueblos del mundo entero o si ha llegado el momento de pensar en si se puede dar antes que nada el bien del que todo se deriva: la libertad". Berlusconi, presentará mañana el programa de la presidencia italiana de la UE ante el Parlamento Europeo.

Críticas del SPD alemán

Por otra parte, un importante líder del Partido Socialdemócrata alemán (SPD) y vicepresidente del grupo parlamentario lanzó ayer una severa e inédita crítica al jefe del Gobierno italiano, Silvio Berlusconi, al que calificó de "matón" y "la corrupción en persona". "Berlusconi daña a Italia y a toda Europa", dijo Michael Müller, en una declaración a nombre del grupo parlamentario del partido que preside el canciller Gerhard Schroeder.

Las críticas del parlamentario socialdemócrata realizadas cuando Italia se prepara para asumir la presidencia rotativa de la Unión Europa tuvieron el apoyo cómplice del partido que preside Schroeder, que no criticó al parlamentario, ni tampoco se alejó de sus comentarios. El silencio fue interpretado como un apoyo indirecto del Gobierno a las críticas realizadas contra Berlusconi.

UNIÓN EUROPEA