Jornada Deportiva

"El Inca ganó porque regalamos el encuentro"

El entrenador de La Palma CajaCanarias, Rafa Sanz Armada, manifestó ayer que a su equipo le faltó concentración y picardía para mantener la ventaja ante el conjunto mallorquín. También asume su parte de culpa en la triste derrota.
EL DÍA, S/C de La Palma
30/sep/03 12:05 PM
Edición impresa

EL DÍA, S/C de La Palma

La Palma CajaCanarias regresó a la Isla Bonita con la sensación de haber "regalado" el encuentro frente al Drac Inca en Mallorca. Iba jugando con 21 puntos de ventaja, llegó al tramó final con clara diferencia y al final, que es lo que cuenta, perdió de un punto. Al menos, el equipo palmero certificó que la LEB no se le queda grande y que puede sorprender también lejos del pabellón de Miraflores. Lo bueno es que el viernes llega otra jornada y que las amarguras, en baloncesto, pueden convertirse en alegrías a una velocidad de vértigo.

El entrenador del conjunto blanquiazul, Rafa Sanz, manifestó ayer a esta Redacción que "gran parte de la derrota fue producto de nuestra generosidad con el rival. Pienso que fuimos claros dominadores del resultado y de muchos aspectos del partido, pero por ciertos errores de concentración y de picardia nos dejamos ir por un ritmo que nos nos convenía; ellos lograron tres o cuatro tiros de forma inverosimil que entraron y acabamos perdiendo", y añadió que "no hay ninguna justificación. Sin quitar méritos a la fe que tuvo el rival, que fue enorme, pienso que el partido lo perdimos claramente nosotros".

Rafa Sanz no elude su responsabilidad, aquella que algunos sólo observan en las derrotas y no piensan que en las victorias también el entrenador tiene su "culpa", e indicó que "si ahora mismo se repitiera el partido, en los últimos cuatro minutos está claro que haría algunas cosas de forma diferente. Hay una cuota de la derrota que me pertenece a mí y esa la tengo que asumir para poder mejorar. Para intentar superarse hay que analizarse".

El entrenador de La Palma fue reflexivo al advertir que "tenemos mimbres suficientes para cumplir con el objetivo de la permanencia, ni más ni menos, pero siempre y cuando tengamos un rendimiento adecuado, que tuvimos en Mallorca durante bastantes minutos. Cuando eres superior, tienes posibilidades de ganar y regalas la victoria de esta forma, se te queda cara de tonto. Los jugadores pusieron muchas ganas, eso nadie lo puede poner en duda, un gran derroche físico y esta derrota nos debe servir de aprendizaje porque habrá muchos partidos que se decidan en los minutos finales, con marcadores muy igualados, y tenemos que tener mayores garantías de éxito".

Rafa Sanz tiene claro que "la derrota frente al Drac Inca tiene la misma importancia que el triunfo ante el Tarragona; es decir, hemos perdido y ya está. Lo bueno de una Liga es que el viernes nos toca jugar de nuevo y que existe la posibilidad de cambiar y sumar el triunfo. Ahora trabajaremos durante toda la semana para vencer en nuestro pabellón".

Sobre el ambiente que se encontró en la cancha rival, Rafa Sanz fue muy escueto: "Fue un ambiente correcto". En fin, que La Palma perdió y se encuentra en la zona intermedia de la tabla.