Nacional

Cabanillas, acusado de valerse del cargo para hacer propaganda


COLPISA, Madrid
21/mar/02 22:01 PM
Edición impresa
COLPISA, Madrid

El PSOE aprovechó la última sesión de control al Gobierno, previa al descanso de Semana Santa, para arremeter contra el ministro Portavoz, Pío Cabanillas. A él dirigió todas sus preguntas, volvió a pedir su dimisión y le acusó de utilizar su cargo para hacer propaganda del Gobierno, insultar a la oposición, falsear, mentir, censurar y poner en peligro las relaciones entre España y Marruecos.

El ministro no hizo autocrítica, negó todas las imputaciones, prometió en sede parlamentaria que los socialistas nunca le callarán y destacó la independencia de RTVE. Además, remarcó que a los españoles no les importan los contenidos de los informativos ni los viajes de ex presidentes, y argumentó que si los socialistas salen poco en los telediarios públicos es porque no tienen nada que decir.