Tenerife Norte

La Cordinadora critica las "dificultades" para analizar el presupuesto orotavense

Considera contradictorio que se hable de participación ciudadana y sólo se permita consultar las cuentas 15 días, coincidiendo con parte de la Navidad, sin una sala adecuada y cobrando 0,52 euros por copiarlas.

EL DÍA, La Orotava
12/feb/02 18:22 PM
Edición impresa
EL DÍA, La Orotava

Los ecologistas de la Coordinadora El Rincón, que en los últimos años han ido ampliando su ámbito de actuación, critican los "obstáculos" con los que se han topado para estudiar el nuevo presupuesto orotavense, lo que consideran contradictorio con las continuas alusiones a la participación ciudadana de diversas administraciones.

La Coordinadora lamenta que esa apuesta por la participación sea sólo teórica. A su juicio, el hecho de que el gobierno orotavense sólo haya dejado quince días para la consulta de las nuevas cuentas, que ese plazo coincidiera con las fiestas de fin de año o Reyes, que no se disponga de una sala con mesa para analizar el documento o que se cobre 0,52 euros (90 pesetas) por fotocopiar cada página son claras pruebas de que no se dan precisamente facilidades a los vecinos y entidades para conocer el proyecto más importante en una Corporación local.

Los ecologistas recomiendan a los gobernantes que sigan los ejemplos de presupuestos participativos como el de la ciudad de Porto Alegre, en Brasil.

Subvención denegada

Por otro lado, también critican al Gobierno regional por desestimar una subvención de 9 mil euros (1,5 millones de pesetas) concedida al colectivo en el año 2000. Por ello, en su última reunión decidieron presentar un recurso contencioso contra la orden de la Consejería de Educación que desestima otro recurso presentado por la entidad contra la denegación de la ayuda por parte de la Dirección General de Patrimonio Histórico.

Los ecologistas no comparten la interpretación de las bases y creen que el Gobierno va en contra del asociacionismo que dice defender. En su opinión, se han vulnerado los principios de buena fe y confianza mutua y recalcan que diversos funcionarios especializados en estas cuestiones les han dicho que la interpretación correcta es la suya.