Santa Cruz de Tenerife

La niebla y el hielo frenan al descubridor de exoplanetas

El científico Vincent Van Eylen aprovecha la red social para expresar sus sentimientos y mostrar sus vivencias tras varios días sin poder buscar exoplanetas desde el Roque.
El Día
12/feb/18 6:17 AM
Edición impresa
El científico Vincent Van Eylen, a la vez que reconoce la frustración de no poder hacer su trabajo desde el Roque de los Muchachos, admite que disfruta de la belleza de los amaneceres desde la cima./TWITTER DE VINCENT VAN EYLEN

¿Qué hace un científico en el Roque de los Muchachos cuando no puede desarrollar su trabajo? ¿En qué piensa? ¿Qué se le pasa por la cabeza dentro de la residencia durante días alejado de su país? "Ser astrónomo puede ser frustrante...". Vincent Van Eylen ha mostrado en su twitter el sentimiento que llegan a tener los científicos cuando por las inclemencias meteorológicas frenan su actividad, tal y como ha ocurrido durante las últimas semanas en la cima de la Isla, aunque a la vez aprovecha la misma red social para expresar abiertamente la belleza de aquella montaña, incluso cuando se encuentra congelada.

Se trata de un astrónomo joven, pero con un presente y futuro prometedores. Un dato: ha liderado el descubrimiento de hasta nueve nuevos exoplanetas. En el Roque intenta continuar su aventura profesional, pero el tiempo no está jugando a su favor. Sus mensajes son seguro el reflejo de lo que otros expertos han vivido estos días en la misma cima. "Ve a observar, dijeron. Encuentra algunos #exoplanetas, dijeron. Será divertido, dijeron", expone junto a una imagen del interior de la residencia del observatorio y fotografías del exterior, donde asumen protagonismo el hielo, la nieve e incluso una niebla congelante. Ni un rayo de luz. Cero claridad.

Los telescopios han estado dos semanas con las cúpulas cerradas, lo que en La Palma no ocurría desde hacía años. La actividad en el observatorio se centra apenas en tareas de mantenimiento y mínimas revisiones técnicas. Tras la mejora evidente del tiempo de los últimos días, aún se debe esperar a que los instrumentos de observación se descongelen para que puedan operar. Van Eylen lo resume en uno de sus tweets del día 8 de febrero: "Sentado dentro de la residencia en #Roquedelosmuchachos durante días, ¡sin siquiera poder salir, y mucho menos abrir el telescopio!".

En esa misma jornada, el buscador (y descubridor) de exoplanetas, astrónomo belga al que le gusta también comunicar la ciencia a los no astrónomos, cuenta qué hace en uno de esos momentos en los que no puede desarrollar su trabajo: "Sentado aquí con dos observadores por primera vez. Uno ha perdido sus ocho noches hasta el momento. Y contando", en referencia al tiempo que su compañero de tertulia había perdido para observar en el Roque de los Muchachos. Es un espacio de tiempo que se reserva con suficiente antelación. Eso sí, no pierde el humor: "Hay vino, cerveza y supersnacks. El ambiente (la atmósfera) es bueno". "Cada mañana miramos afuera con anticipación", subraya.

Pese a las condiciones climatológicas, este consejero de numerosos proyectos estudiantiles, con la dirección de cursos a nivel de pregrado y posgrado, no deja escapar la oportunidad para disfrutar del paisaje del Roque y de las vistas que se observan desde aquella cima: "Sin observaciones. Sin datos. Sin exoplanetas. #BadWeatherAstronomy puede ser frustrante, pero esa puesta de sol..." lo que acompaña de una imagen sencillamente espectacular. El día 9 de febrero su expresión es similar: "Mucho hielo. Pero te ves hermosa", en referencia a la montaña. Es seguramente una visión común entre todos aquellos que de una u otra manera están "atrapados" en la cima.

Por momentos, la nieve, incluso la niebla, dan un respiro y "conseguimos algunos rayos de sol y pudimos salir de la residencia". Y entonces, "¿qué haces? Visitas algunos telescopios amigables. Aquí está el telescopio GOTO y Mercator", sentencia Van Eylen, que utiliza tanto datos de telescopios terrestres como de misiones espaciales, como el satélite Kepler de la NASA, para desarrollar su trabajo.

Es tan "solo" uno de los científicos que viven en lo más alto de la Isla. Una buena referencia, de las mejores.

La carretera de acceso por el Este, cerrada

El consejero de Infraestructuras del Cabildo de La Palma, Jorge González, informó ayer a esta redacción de que el acceso al Roque de los Muchachos por la vertiente este, es decir, por Candelaria en Santa Cruz de La Palma, se mantiene cerrado por placas de hielo en la calzada a partir del Pico de la Nieve, mientras que en el acceso por la Villa de Garafía hay que usar cadenas y extremar las precauciones. El consejero quiso destacar "el inmenso trabajo que está desarrollando el equipo de Carreteras para tener la vía en condiciones lo antes posible".

Senderos abiertos, pero con precaución de uso

Por el contrario, la Consejería Insular de Medio Ambiente ha abierto la red de senderos después de que las condiciones meteorológicas hayan mejorado sustancialmente en los últimos días, aunque de igual forma se pide a los caminantes, tanto lugareños como foráneos, que tengan especial cuidado por la situación en la que se puedan encontrar algunos tramos de caminos por hielo y nieve, especialmente a partir de los 1.800 metros de altura.