Santa Cruz de Tenerife

El futuro Consejo Tributario asumirá la defensa de los derechos del contribuyente

El alcalde y los concejales de Hacienda y Política Tributaria confirman que la presión fiscal para 2004 sólo se incrementará un 2%. Desde la Corporación se anuncia que el próximo año se intensificarán las inspecciones para detectar posibles bolsas de fraude y que "todos paguen lo que tienen que pagar".
EL DÍA, S/C de Tenerife
5/nov/03 22:02 PM
Edición impresa

El alcalde de Santa Cruz, Miguel Zerolo, y los concejales de Economía y Hacienda y de Política Tributaria, Guillermo Núñez y Míriam Soriano, anunciaron ayer la puesta en marcha de un Consejo Tributario Municipal, que se hará efectiva a comienzos del próximo año. Este órgano desarrollará "medidas inequívocas que estén dirigidas a garantizar al máximo nivel los derechos de los ciudadanos en sus relaciones con la Hacienda Municipal".

Zerolo explicó que el Consejo Tributario estará integrado por entre tres y cinco profesionales independientes y expertos en política tributaria y tendrá la misión de resolver asuntos de la gestión de la recaudación municipal, velando por los intereses de los contribuyentes. El alcalde explicó que, con esta fórmula, cualquier vecino que pague sus impuestos en Santa Cruz podrá dirigirse al Consejo Tributario para plantear cualquier contencioso sin necesidad de la mediación de profesionales de la abogacía. De esta forma, se pretende aliviar los trámites engorrosos y agilizar los trámites.

La constitución de este órgano da respuesta a la iniciativa anunciada a finales del año 2001 por el alcalde de Santa Cruz y con ella se activa un mecanismo que se contempla en la futura Ley de Grandes Ciudades para la modernización del Gobierno local.

Guillermo Núñez explicó que "el Consejo Tributario es competente para resolver todas las reclamaciones que se presenten ante el ayuntamiento contra los actos de gestión, liquidación, recaudación e inspección de todos los tributos de los ingresos de derecho público que sean competencia municipal".

Además, "recibirá y tramitará todas las quejas y sugerencias que presenten directamente los contribuyentes sobre el funcionamiento de la Hacienda Municipal". El concejal de Hacienda trajo al recuerdo los diferentes obstáculos administrativos que debe sortear el contribuyente que ha pagado de más para recuperar ese dinero. "Intentaremos mejorar esa situación", se comprometió Núñez.

Entre las ventajas del Consejo Tributario, el concejal destacó que "la presentación de reclamaciones por parte de los contribuyentes será totalmente gratuita. Además, la resolución dictada por el consejo pondrá fin a la vía administrativa y contra la misma sólo cabrá la interposición del recurso contencioso-administrativo".

Los impuestos, congelados

El alcalde de Santa Cruz también destacó el esfuerzo realizado por la corporación para no elevar la presión fiscal "por noveno año consecutivo, siendo uno de los pocos municipios de Canarias donde se ha adoptado esta decisión".

Los gestores municipales aseguraron que los impuestos sólo se incrementarán un 2%, porcentaje del IPC previsto para el próximo año, aunque el real se estima que se sitúe en un 2,9%, "por lo que la subida estará incluso por debajo del incremento final", precisaron.

Núñez explicó que "la decisión de no incrementar los gravámenes ni las tarifas en 2004 responde al objetivo de reorganizar y potenciar los servicios de gestión tributaria en el ámbito de la recaudación en vía voluntaria y ejecutiva".

El alcalde advirtió que el próximo año "va a haber correcciones en la Hacienda local para intentar que los contribuyentes paguen todo lo que tienen que pagar y que permita a la administración potenciar las políticas de apoyo a los más necesitados". En aras de mejorar la coordinación de la gestión tributaria municipal, Guillermo Núñez desveló la próxima firma de convenios de colaboración con el catastro, la agencia estatal de gestión tributaria y Tráfico para facilitar las inspecciones y detectar posibles bolsas de fraude.