Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Hélène Cattet y Bruno Forzani revitalizan el cine fantástico europeo leer

La información municipal sobre el Radar en Taborno crea polémica

Un dossier entregado a los colectivos vecinales por el área de Medio Ambiente informa a los residentes en Anaga de cuál es el posicionamiento del ayuntamiento en este asunto. Algunas asociaciones no están de acuerdo.
EL DÍA, S/C de Tenerife
1/dic/03 23:23 PM
Edición impresa

EL DÍA, S/C de Tenerife

La pasada semana, el Área de Medio Ambiente del ayuntamiento convocó a las asociaciones vecinales de Anaga para informarles sobre la postura municipal respecto a la posible instalación de un radar en Taborno. Mientras algunos colectivos ven interesante y positivo haber abierto el debate, otros no están de acuerdo con lo expuesto en esa reunión.

El concejal Guillermo Díaz Guerra desmintió algunas afirmaciones en el dossier entregado a los representantes de los residentes. Afirma el edil que "la explanada existe hace más de veinte años y las obras del radar no han comenzado. Únicamente se ha sustituido el VOR por el DVOR". También desmintió el posible uso militar de la instalación.

Díaz Guerra reconoce que "fuera de la parcela de Aena, y lindando con el muro, existe una franja de algo más de un metro de ancho sin vegetación. Corresponde al paso de un sendero rural (Pico de Taborno. Casa Carlos-Taborno) con decenas de años de antigüedad, por la linde de la parcela. En absoluto se ha talado un solo árbol. En todo caso, y fuera de la parcela, el personal del Parque Rural de Anaga ha realizado una poda en las copas de algunos árboles, al objeto de no interferir la señal del DVOR". Afirmó que "no ha aparecido un solo vestigio del empleo de herbicidas y la única fuente de contaminación podría provenir del depósito de gasoil o de la fosa séptica". Para evitarlo se han solicitado garantías a los promotores.

Asimismo, explicó que "han circulado fotomontajes exagerados. El radar sólo será visible desde su base y desde el Pico del Inglés".

Acabó señalando que "desde el primer día, el personal de montes municipal realiza una visita diaria a la zona. No se ha observado desmonte o vertido de tierra. Los partes indican también que los trabajos realizados hasta la fecha han tenido un impacto reducido y que no existe movimiento de maquinaria pesada ni tala de árboles".

El debate queda abierto porque este proceso no está finalizado.

Explicando conceptos

A los vecinos se les explicó qué es un VOR (como un faro para un barco), un DVOR (más moderno y seguro) o un MSSR (radar de localización) y por qué la ubicación en Taborno (el punto más alto del Macizo de Anaga), así como que Aena tiene hace más de veinte años una parcela donde está el VOR, ya deforestada, siendo visible sólo desde el aire. También se recordó la historia del proceso, desde la petición de cambiar el VOR por un DVOR e instalar un MSSR. Para lo primero hay licencia municipal, no así para el radar, aunque la Declaración de Impacto Medioambiental es favorable, según la resolución de 16 de junio de 2003. Ahora se está pendiente de la licencia municipal para instalar el MSSR. El ayuntamiento ha emitido nuevas recomendaciones y solicitado ampliación de información en algunos puntos.