Sucesos
LO ÚLTIMO:
El Tenerife evita la derrota en el minuto 96 leer

Condenan a un británico por venta de cassettes y CD "piratas" en Las Américas

El Juzgado de lo Penal número Cinco de la Capital sentencia al acusado a seis meses de multa con una cuota de 12 euros diarios y a que indemnice a la Asociación Fonográfica y Videográfica Española con 1.200 euros.

EL DÍA, S/C de Tenerife
7/jun/02 9:39 AM
Edición impresa

El Juzgado de lo Penal número Cinco de la Capital tinerfeña ha condenado a un súbdito inglés a una pena de seis meses de multa con una cuota diaria de 12 euros, así como que indemnice a la Asociación Fonográfica y Videográfica Española en 1.200 euros, al ser considerado autor de un delito contra la propiedad intelectual cometido en noviembre de 1996, en Playa de las Américas.

Según consta en la sentencia, dictada de conformidad entre las partes, "en horas de la mañana, del día 14 de noviembre de 1996, agentes de la Policía Judicial pertenecientes a la Comisaría de Playa de las Américas, detuvieron a un extranjero, cuando se encontraba en el mercado ambulante de Torviscas vendiendo a 4,8 euros (800 pesetas) y nueve euros (1.500 pesetas), la unidad, cassettes y compact - disc, respectivamente, en las condiciones referidas".

Pérdidas para discográficas

Tras posteriores investigaciones, se llegó a saber que el suministrador de esta mercancía es el ahora acusado - también de nacionalidad británica - , en cuyo domicilio y, con consentimiento, los agentes de la autoridad decomisaron la cantidad de 1.334 CD que reproducen obras de diferentes títulos, autores y compañías fonográficas afiliadas a la Asociación Fonográfica y Videográfica Española.

El precio medio en el mercado de cada cassette es de unos 10,82 euros (1.800 pesetas) y de cada CD de 15 (2.500 pesetas).

El Ministerio Fiscal calificó los hechos como constitutivos de un delito contra la propiedad intelectual mostrando conformidad con la pena pedida la defensa del acusado.

Esta vista oral el acusado mostró su conformidad con la pena solicitada por el fiscal, al igual que lo hizo en su momento el otro procesado por la misma causa. El juicio se celebró el martes y ya la sentencia es firme.