Sucesos

La Guardia Civil desmantela una trama de venta ilegal de aves exóticas

Los animales, cinco ejemplares de cacatúas y loros amazonas, fueron interceptados cuando iban a ser embarcados hacia Canarias. Las aves no pasaron la cuarentena y en Granada falleció el dueño de una pajarería afectado de psitacosis aguda, lo que motivó la apertura de una investigación judicial.
ACN, Las Palmas
5/jun/03 10:10 AM
Edición impresa

Localizaciones

Diecisiete aves exóticas han sido requisadas en Cádiz antes de ser trasladadas esta semana a Canarias a través del buque J.J. Sister. Esta medida se debe a una campaña de las Fuerzas de Seguridad del Estado para desmantelar una trama de venta ilegal de animales. Se trata de cinco ejemplares de cacatúas y loros amazonas, que iban a ser embarcados hacia Canarias sin la documentación pertinente.

Estas aves fueron requisadas cautelarmente por agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) y de la Compañía del Muelle de la Guardia Civil en Cádiz a un pasajero que se disponía a abordar el referido Juan J. Sister.

La requisa se encuadra en una investigación oficial, iniciada el pasado febrero. Ese mes, cinco miembros de una familia residente en Cádiz fueron tratados por un cuadro de psitacosis leve, según confirmaron diversas fuentes consultadas.

Las investigaciones practicadas por la Guardia Civil evidenciaron que los pacientes se contagiaron por una especie de loro, el cual tenían como mascota.

Días más tarde, un joven de 28 años y dueño de una pajarería en Granada fallecía por un episodio de psitacosis aguda, mientras su hermano y cotitular del establecimiento resultaba también contagiado, aunque en menor medida, y hubo de ser hospitalizado.

El fallecido había adquirido varias aves exóticas a la empresa Mundifauna, con sede en Churriana de la Vega (Granada).

En la nave de dicha empresa, sita en un polígono industrial de esa localidad, se hallaban gran cantidad de aves exóticas de diversas especies, que no habían pasado la oportuna cuarentena tras su entrada en España.

Un juzgado de Granada ordenó el precinto de esta nave y el sacrificio de las aves importadas. Al titular de Mundifauna le constaba ya una detención precedente por delito contra la Salud Pública y ahora está imputado en nuevas diligencias penales por este asunto.

La investigación oficial ha establecido que Mundifauna compraba las aves de forma nada ortodoxa en Argelia y Senegal.

Entre los pájaros aquejados de psitacosis y vendidos en Granada había además ejemplares de loro barranquero, cotorras de pecho gris y cotorra de cabeza negra.

Sólo en la provincia de Cádiz, la investigación conjunta realizada ha permitido la localización e intervención de otra docena de aves exóticas, al margen de las que fueron requisadas el martes en el puerto gaditano.

Sobre esa docena de pájaros dos son cotorras de pecho gris, mientras los otros diez son ejemplares de degollados o capuchinos de cuello cortado (Amandina fasciata), un ploceido nativo de África Meridional, donde vive desde Angola hasta Zimbawe y que fueron intervenidos en El Puerto de Santa María. Las pesquisas oficiales han permitido ya localizar a ejemplares sin pasar la cuarentena en Granada, Sevilla, Jaén y Córdoba; así como en Bilbao, Cáceres, Ciudad Real, Melilla, Oviedo, Santander y Santa Cruz de Tenerife.

La psitacosis es causada por la bacteria Clamydia psitaci, la cual ha sido aislada en 129 especies diferentes de aves, muchas de las cuales no son sólo loros pues puede darse hasta en canarios. Caso arquetípico de zoonosis (enfermedad de animal que también afecta al hombre), ha sido diagnosticada con frecuencia entre cuidadores y manipuladores de pavos y pollos. Aunque puede ser mortal, su cuadro clínico varía presentando formas que van desde una neumonía hasta un episodio de gripe, según la gravedad del paciente infectado.

Su transmisión al ser humano es por vía respiratoria y no siempre se requiere un contacto prolongado con el ave; aunque es difícil contraerla de los loros en libertad. Se contagia a partir de inhalación de secreciones nasales, excretas, tejidos y plumas de las aves infectadas.