Sucesos
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La borrasca deja en Canarias más de 40 litros por metro cuadrado y vientos de 100 km/h leer

Una persona muere y otra desaparece por el temporal

Protección Civil dio por finalizado el episodio de viento y lluvia en Galicia y en Castilla y León y Extremadura, pero mantiene la alerta en quince comunidades y Ceuta, donde se ha activado el plan de emergencia.
EFE, Madrid
1/nov/03 10:22 AM
Edición impresa

El temporal de lluvia y viento que mantiene en alerta toda España, salvo Canarias y Melilla, causó ayer la muerte de un hombre de 70 años en La Línea de la Concepción (Cádiz), al caerle un muro derribado por el viento, mientras que otro hombre de 57 años sigue desaparecido desde el jueves al volcar su embarcación en Calblanque (Cartagena).

Protección Civil dio por finalizado el episodio de viento y lluvia en Galicia y cerró también el episodio de lluvias en Castilla y León y Extremadura, pero mantiene la alerta en quince comunidades y Ceuta, donde se ha activado el plan de emergencia.

El viento provocó la caída de un muro en la zona conocida como el Camino Ancho de la Atunara, en La Línea de la Concepción, lo que ocasionó la muerte de un hombre identificado como J.R., de 70 años, que paseaba por el lugar.

Inundaciones en Ceuta

En Ceuta, las lluvias inundaron por la tarde el centro de internamiento de menores y tres viviendas y provocaron inundaciones en sus carreteras. Además, el temporal provocó el corte del tráfico marítimo entre la ciudad autónoma y Algeciras, y una mujer resultó herida tras caerle en la cabeza un cascote desprendido de un edificio.

En Algeciras, los fuertes vientos que azotaron al Estrecho obligó al amarre de la flota pesquera, al igual que en Tarifa, donde no salieron a faenar algo más de un centenar de embarcaciones.

En otras partes de Andalucía, como en Granada, Málaga, Almería y Jaén, además de vientos de 90 kilómetros por hora se pueden producir lluvias de hasta 80 litros por metro cuadrado en doce horas, y en Jaén capital, el Ayuntamiento ha reservado plazas en dos hostales ante el riesgo de desalojos en el casco antiguo de la ciudad.

En Cataluña, donde el viento alcanzó los 180 Kilómetros por hora, los bomberos trabajaron en un centenar de servicios desde las seis de esta mañana para retirar árboles caídos y mobiliario urbano derribado.

Un camión que transportaba turismos volcó en la carretera N-II, a la altura del término municipal de Ribera d''Ondara (Lleida), al parecer debido al viento, y dejó esparcidos sobre la calzada los coches que llevaba.