Tenerife Sur
GRANADILLA

El gobierno municipal rechaza una perrera en el ITER


EL DÍA, Granadilla
23/jul/03 19:39 PM
Edición impresa

El portavoz del gobierno en el Ayuntamiento de Granadilla de Abona, Nicolás Jorge, rechaza que en el suelo perteneciente al Instituto Tecnológico de Energías Renovables (ITER) se construya una perrera.

De esta manera, el edil socialista recuerda que existe suelo dentro del término municipal, concretamente en la zona de Charco del Pino, que se compró, con la participación de diversos ayuntamientos sureños, necesario para construir un complejo comarcal para canes abandonados.

Así, resaltó que el ""ITER es un complejo puntero dedicado a la investigación, así que entendemos que no se puede dedicar parte de la parcela que tiene para otro tipo de actividad"".

Indica que el actual gobierno municipal está dispuesto a colaborar con el Cabildo de Tenerife para que la ""instalación que se encuentra a medio hacer se concluya y se ponga en funcionamiento, pero desde la Institución Insular tinerfeña se está haciendo oídos sordos, por lo que la iniciativa que se pretende desarrollar no nos parece lógica"".

La respuesta

Por su parte, el consejero de dicho departamento en el Cabildo tinerfeño, Wladimiro Rodríguez, reconoce que el suelo de Charco del Pino fue ofrecido, pero la existencia de un núcleo urbano consolidado paralizó la finalización de este complejo.

Recuerda que, por este motivo, se buscó otra ubicación, en este caso en Adeje, ""y queríamos que el complejo funcionase a través de la Mancomunidad Roque del Conde, pero el Ayuntamiento adejero se opuso"". Explica que por este ""empantanamiento"" se decidió buscar un lugar alternativo fuera de zonas urbanas.

GRANADILLA