Tenerife Sur

Granadilla negocia que los vecinos ocupen el empleo que genere el polígono

El alcalde, Jaime González Cejas, anunció ayer la firma del primer convenio con una empresa que dará trabajo a más de 200 granadilleros y dijo que mantiene contactos con la ZEC y la Consejería de Educación del Gobierno canario para formar al personal que ocupará los puestos de nueva creación.
EL DÍA, Granadilla de Abona
4/sep/03 19:42 PM
Edición impresa

""El Polígono Industrial de Granadilla de Abona debe revitalizar el empleo en el municipio y la comarca"", señaló el alcalde, Jaime González, al anunciar la puesta en marcha de medidas y acuerdos con la ZEC, la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias, la Universidad de La Laguna y Mercadona. De hecho, anunció que con la aprobación ayer por parte del Pleno de un convenio para la construcción del centro logístico de almacenamiento, manipulación y distribución que proyecta la empresa citada se asegura que los entre 200 y 300 puestos de trabajo contemplados en la primera fase serán ocupados por granadilleros, ""preferentemente"".

En esa línea, el alcalde dijo que la Aedl y la ZEC comenzarán en breve a desarrollar un plan de formación ocupacional a través del que prepararán a personal del municipio para acceder a los puestos de trabajo que genere en el Polígono Industrial. Con la Consejería de Educación mantiene conversaciones para que se produzca un reajuste en la formación especializada que se imparte en el sur de la Isla de forma que se adapte a las exigencias del mercado laboral en dicho Polígono. Con la ULL firmará un convenio para el asesoramiento en el cumplimiento de la normas medioambientales en todo el Polígono Industrial, del que el Ayuntamiento de Granadilla de Abona ya forma parte, con el 10%, del accionariado de la Sociedad Polígono Industrial, según anunció.

Primer convenio

Sin embargo, la aprobación del primer convenio con una empresa radicada en la zona, que construirá su centro en 75.635 metros cuadrados, encontró la oposición de CC, que pidió que el convenio (consistente en sustituir una calle por una zona ajardinada de igual dimensión dentro de la misma parcela) garantizara que no se cambiará el uso del suelo para instalar una gran superficie y la contratación de personal del municipio, algo que el PSOE cree que sí recoge el mismo. El PP se mostró de acuerdo con ambos grupos.