Santa Cruz de Tenerife
CARRETERAS

Aurelio Abreu reclama que hay que tomar una decisión sobre el paso de TF-5 por La Laguna

Santa Cruz de Tenerife, EFE
8/nov/17 13:35 PM
eldia.es

El vicepresidente del Cabildo de Tenerife y presidente accidental de la institución, Aurelio Abreu, dijo hoy que no se puede seguir esperando para tomar una decisión respecto al paso de la autopista TF-5 por La Laguna, "un nudo" que tiene la isla y que hay que resolver.

La alternativa que se adopte, que pasa por desviar el tráfico mediante una circunvalación o por soterrar la autopista a su paso por la localidad, como defiende su alcalde, debe ser decidida por los técnicos del Cabildo y de la Consejería de Obras Públicas, según Abreu.

"Como equipo de gobierno estamos a disposición de lo que los técnicos aconsejen", dijo Abreu, y añadió que una vez que se adopte una solución para el paso de la autopista por La Laguna debe ser asumida por las instituciones y por los partidos políticos.

Por el momento, la opción de la circunvalación es la que aparece en el plan de infraestructuras insular, en el Plan Insular de Ordenación del Territorio y en el avance del Plan General de La Laguna, pero "serán los técnicos del Cabildo y de la Consejería de Obras Públicas los que decidan", afirmó Aurelio Abreu.

"No podemos seguir esperando para tomar una decisión que resuelva este problema, la isla no puede seguir en las condiciones en las que está", subrayó.

Abreu, que se pronunció así en una rueda de prensa en la que dio cuenta de los acuerdos del consejo de gobierno insular, se refirió también a la falta de financiación en el presupuesto de la Comunidad Autónoma para 2018 respecto a las mejoras en la autopista TF-5, algo que el Cabildo de Tenerife ve "con preocupación".

El Cabildo está en la fase de redacción del proyecto de un tercer carril en la TF-5 entre Los Rodeos y Guamasa.

"Esperamos que esos proyectos se concluyan cuanto antes para que la aportación de la Consejería de Obras Públicas aumente de forma considerable" para poder acometer las obras, dijo.

"Las carreteras TF-1 y TF-5 están siendo un problema no solo de tráfico, sino de salud y de preocupación para los ciudadanos", denunció, y se quejó de que a lo largo de los años ha faltado planificación por parte de la Consejería de Obras Públicas y por eso las obras no están en condiciones de ser contratadas.

Para Aurelio Abreu, no se trata ya de un problema de recursos, sino que hay que contar con los proyectos redactados para poder licitar.

Gracias al convenio firmado por el Cabildo con la Consejería, la corporación insular está encargándose de la redacción de los proyectos y de financiar algunas mejoras en una vía como la TF-5 que es de competencia autonómica, agregó.

"Una vez estén redactados los proyectos pedimos la financiación adecuada" para que la Consejería agilice los procedimientos e "invierta en Tenerife lo que tiene que invertir", insistió.