Tenerife

Un voluntariado joven y solidario

Tenerife cuenta con 3.360 voluntarios, a los que solo el año pasado se sumaron 134 a entidades, cuyo 57% son de ámbito social.
Miguel Ángel Ruiz
4/mar/18 6:28 AM
Edición impresa
Un voluntariado joven y solidario

E l Cabildo de Tenerife, a través del Área de Acción Social, creó en 1997 el Programa Tenerife Solidario para dinamizar la acción voluntaria entre la ciudadanía y fortalecer el tejido asociativo en la Isla. En 1997 nació también la Federación Plataforma de ONG de Voluntariado de Tenerife, impulsada por la Corporación insular, para promover, concienciar y potenciar el voluntariado en la sociedad. Los datos comparativos entre 1997 y 2016 revelan el crecimiento de este programa: en 1997 había 40 entidades de voluntariado inscritas y 18 personas como voluntarias; mientras que en 2016 había 410 entidades inscritas y más de 4.200 personas han manifestado su deseo de ser voluntarias. En 2018 esta cifra alcanza las 419 entidades.

Esta acción solidaria en la ciudadanía se canaliza a través de las entidades que acogen a las personas voluntarias y cuyo campo de acción se dirige a la mejora de las situaciones de necesidad y de los problemas de la sociedad.

Este movimiento de impulso al voluntariado se ampara en la Ley de Voluntariado de Canarias de 1998 y, subsidiariamente, por la estatal Ley de Voluntariado de 2015, normativa que contempla las mejores condiciones de funcionamiento del voluntariado en todas las áreas cívicas y sociales en las que la presencia de esta acción solidaria sea necesaria para desarrollar o contemplar servicios básicos para la comunidad.

Durante estos 21 años, el programa Tenerife Solidario, que actualmente es gestionado por Sinpromi, se ha servido de sus dos recursos fundamentales, que han contribuido a la mejora y evolución del tejido asociativo de la Isla: la Oficina Insular de Voluntariado y el Centro Insular de Entidades de Voluntariado (CIEV), que abrió sus puertas en 2000, siendo una iniciativa pionera en Canarias. Los servicios que se han prestado durante estos más de 20 años son la información y asesoramiento, la promoción del voluntariado, la formación a través de la escuela del voluntariado y la dotación de infraestructura y equipamiento.

Las asociaciones de voluntariado abordan diferentes campos de la vida social: salud, servicios sociales, comunidad, cultura, educación, medio ambiente, emergencia y cooperación al desarrollo. Un sector voluntario fuerte supone una contribución importante para la ciudadanía de Tenerife y puede tener un papel relevante en la elaboración de políticas, programas y servicios que mejoren la calidad de vida de la sociedad.

La directora insular de Voluntariado e Inclusión Social, Juana de la Rosa, señaló a EL DÍA que Tenerife es "una isla bastante solidaria y hemos tenido la suerte de contar con este plan desde hace 21 años. Ha habido mucho movimiento y que la sociedad sea más solidaria". "En estos momentos tenemos 419 entidades, de las cuales el 57% son de ámbito social, el 28% de ámbito sociosanitario y cultural y hay un 3% de cooperación internacional. Vamos de la punta Norte a la Sur de Tenerife, mejorando el tejido asociativo".

"El tercer sector goza de buena salud en la Isla, y comparado con otros sitios, somos ejemplo", dijo.

De la Rosa comentó que "en nuestra plataforma de crowdfunding han participado 55 entidades en las tres ediciones, algo novedoso a nivel estatal".

Destacó que "en 2017 se hicieron 18 campañas, catorce económicas y cuatro no económicas y a las entidades le hemos dado curso de formación de 35 horas, donde ha estado una persona especializada en la plataforma de crowdfunding, enseñándoles".

Según Juana de la Rosa, el voluntariado femenino es "mayoritario en Tenerife. En 2017 se dieron de alta 134 voluntarios y estaban incorporados en nuestra base de datos 3.360. El 64% de esas personas son mujeres y el 36% son hombres. Casi dobla el número de mujeres al de los hombres".