Venezuela
BALONCESTO:
foto del aviso
Cómodo triunfo del Iberostar Tenerife frente al Fribourg Olympic leer
INVESTIGACIÓN

Resuelto el caso de la muerte de tres soldados rebeldes en Altamira


EFE, Caracas
7/may/03 6:21 AM
Edición impresa

El caso del asesinato de tres soldados y la novia de uno de ellos, miembros del grupo de militares rebeldes de la plaza Altamira, puede estar resuelto tras la detención del presunto criminal, indicó la noche del lunes la agencia estatal "Venpres".

La agencia indica que Pedro Sifontes, de 23 años, detenido en Puerto Ordaz, 720 kilómetros al sureste de Caracas, el 30 de abril, habría admitido ser el autor de las cuatro muertes.

De acuerdo a esa versión, Sifontes, con la complicidad de Tayro Aristiguieta, Luis Chacín y Gregory Umanés, detenidos con anterioridad, secuestró y mató el pasado 14 de febrero a los soldados Félix Pinto, Darwin Argüello y Ángel Salas, y a Zaida Peroza.

Este grupo formaba parte del servicio de seguridad que organizaron los oficiales rebeldes, entre ellos 14 generales, que desde el 22 de octubre de 2002 ocupan la plaza de Altamira con el propósito de permanecer allí hasta lograr la caída de Chávez.

Sifontes y sus ayudantes fueron acusados por el fiscal Gilberto Landaeta de homicidio calificado, resistencia a la autoridad, porte ilícito de arma de fuego y de homicidio calificado en grado de frustración, al fallar en su intento por matar a una menor de edad que estaba con las víctimas, señaló "Venpres".

Chávez dijo que los sótanos de la plaza Altamira, donde vivían las víctimas, "degeneraron hasta convertirse en un antro de torturas, violaciones y otras bajezas ".

INVESTIGACIÓN