Vivir
TRABAJO

Más de un millón de niños son víctimas de la explotación


COLPISA, Madrid
14/jun/03 18:08 PM
Edición impresa

COLPISA, Madrid

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) calcula que 1,2 millones de niños son reclutados cada año para engrosar las filas del tráfico infantil. Esta mano de obra dócil, como se encarga de subrayar la OIT, se enrola en la agricultura, la minería, la industria, los ejércitos y el comercio sexual.

Con motivo de la celebración del Día Mundial contra el Trabajo Infantil, que se celebró ayer, la agencia de las Naciones Unidas asevera que la demanda de "niños y adolescentes en el sector del sexo comercial está registrando un rápido crecimiento".

En este sentido informan que en el tráfico de niños concurren la persuasión, el engaño, las amenazas y la coacción, "vilezas todas de que se valen un sinfín de actores, que van desde los intermediarios a los transportistas, pasando por empleados, empresarios de prostíbulos y hospedería e, incluso, intervienen familiares y amigos.

Tendencia progresiva

Según un informe del Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC), los abusos están recrudeciéndose, de manera que la explotación es progresiva. En Nepal, las niñas reclutadas para trabajar en fábricas de alfombras, hoteles y restaurantes son después vendidas a la industria del sexo en la India.

Por su parte, desvelan que las redes de prostitución se nutren de víctimas gracias a la colaboración de familiares, novios y proxenetas, que incitan a chicas en edad escolar a marcharse con la promesa de ser empleadas en algún sector.

TRABAJO