Canarias

Canarias, capital musical de la Macaronesia

El Conservatorio Superior de Música de las Islas es el único de la región que ofrece estudios equivalentes a las universitarios. Un acuerdo con Madeira permitirá que sus estudiantes se formen en el Archipiélago.
El Día
3/jun/18 6:37 AM
Edición impresa
Canarias, capital musical de la Macaronesia

Canarias puede convertirse en un referente en formación artística superior de toda la Macaronesia. El Conservatorio Superior de Música de Canarias ha sido la avanzadilla. El centro, el único de esta zona geográfica que oferta estudios superiores, acaba de firmar un acuerdo con Madeira para que sus alumnos puedan venir a culminar su formación en las Islas. Su director, Miguel Ángel Linares, cree que hay una oportunidad de expansión no solo para los estudios musicales, sino para toda la oferta artística del Archipiélago. "Es una vía interesante que pueden importar otras enseñanzas. En Canarias tenemos equivalentes al grado universitario en diseño, en la escuela de actores, conservatorios?". La materia prima existe, solo hay que mostrarla.

El Conservatorio Superior de Música de Canarias ha puesto empeño en abrirse a la sociedad. Su director, que lleva dos años al frente del centro, habla de esta labor como un "proceso de externalización" que se inició antes de que él ocupara el puesto, pero en el que ha puesto muchos esfuerzos.

En los últimos años han firmado convenios con numerosas instituciones, lo que ha ayudado al centro a visibilizarse y a organizar actividades para que sus alumnos puedan llevar a cabo la asignatura de prácticas externas. Igual que en la Universidad, los futuros músicos profesionales tienen que acreditar horas de formación práctica, pero la idiosincrasia de su profesión hace que no puedan estar tres meses en una empresa: tienen que certificar un número de horas -de conciertos, por ejemplo- para convalidar esta materia. "En algunas épocas del año parecemos una agencia de conciertos", reconoce.

El director explica que ya en el proyecto que presentó para optar a la dirección hablaba de la importancia de avanzar más en la proyección al exterior, y ahí se incluía la recomendación de forjar relaciones dentro de la Macaronesia. "Somos el único centro de enseñanzas musicales superiores que hay en la zona y nos parecía interesante presentar nuestra oferta fuera".

Esta posibilidad se hizo tangible gracias a un profesor de guitarra del Conservatorio, que ya había entablado relación con un compañero de Funchal y sirvió como enlace para que la relación se hiciera de institución a institución.

Así, el director del conservatorio se puso en contacto con su homólogo en Funchal y le propuso hacer una exposición del centro canario en Madeira. A este no solo le pareció buena idea, sino que se lo comunicó al secretario general de Educación de Madeira, "que es el equivalente a la consejera de Educación del Gobierno de Canarias", y lo que en principio iba a ser una presentación se convirtió en un acuerdo más amplio. El convenio, que se firmó hace unas semanas, posibilitará que los estudiantes de Madeira vengan a Canarias - a la sede de Tenerife o la de Gran Canaria-, pero también que se lleven a cabo intercambios de docentes y alumnos para favorecer la difusión de buenas prácticas entre ambos archipiélagos.

En Funchal estudian el grado medio en el Conservatorio alrededor de 900 estudiantes. Hasta ahora, los que querían tener una formación superior -equivalente al grado universitario- se tenían que trasladar a Portugal. "Canarias está más cerca geográficamente y ya cuenta con vuelos directos", destaca Linares.

En el Conservatorio Superior de Música de Canarias se pueden cursar cuatro especialidades: "Interpretación -donde se concentra el mayor número de alumnos-, Composición, Musicología y Pedagogía". La principal salida laboral es la docencia -ya sea optando a las oposiciones de Secundaria o de algún conservatorio o dando clase en academias- y las orquestas y bandas sinfónicas o municipales. Además, también existe otra vía interesante, las posibilidades que da "la música popular". "Somos una región turística. Hay mucha gente que aunque estudia Clásica termina tocando en hoteles, restaurantes o cafeterías". Quizás esta peculiaridad es la que hace que exista una gran demanda para que el itinerario de jazz y moderna se implante desde el primer curso, y no en tercero y cuarto, como ocurre ahora. "Es decir, que desde el principio puedas hacer saxo con Kike Perdomo".

De hecho, para Linares este acuerdo también es un "un hecho histórico" porque pone en valor la personalidad musical de los isleños. En la firma del acuerdo explicó por qué para él es importante que la música sirva para estrechar lazos. "Esta idea de la Macaronesia no tiene que quedarse solo en una serie de ayudas, sino convertirse en cosas tangibles, y este convenio se va a materializar en experiencias pedagógicas. Somos personas que hemos nacido en islas, y creo que el que es isleño sabe que es diferente; vive rodeado de mar y a veces es olvidado por el continente. Pero ya hoy las distancias no existen; todos podemos entrar en internet y ver el concierto de Fin de Año de la Filarmónica de Viena. Creo que nosotros podemos aportar algo especial de nuestra personalidad, de nuestra musicalidad, de este carácter tan especial que tiene la gente que ha nacido en islas".

Un "buen momento" para los estudios musicales

El interés por los estudios superiores de música ha crecido notablemente. Este año no solo se han cubierto todas las plazas, sino que ha habido más demanda que oferta. "Ahora tenemos más demanda de acceso superior, especialmente en Tenerife, donde tuvimos 35 plazas y cincuenta y tantas solicitudes", explica Linares.

Mejoras en la oferta académica

El director cree que es "indudable" que la Música Moderna "tiene mucha más demanda que el sector de la Clásica y tiene más empleabilidad". En una región como Canarias, donde el turismo es el motor de la economía, el responsable académico considera que sería conveniente introducir mejoras en el currículo. "Estamos en trámites con la administración para hacer cambios e introducir, por ejemplo, un máster en especialización musical", avanza.

Miguel Ángel Linares

director del conservatorio superior