Deportes
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Piden rechazar un protocolo que estigmatiza a personas con trastorno mental leer

La plantilla culpa a la mala dinámica

La sensación en el vestuario del Tenerife es que hace falta un buen resultado para desbloquear la situación y ofrecer las mejores prestaciones Etxeberria pidió ayer a sus jugadores "insistir y afinar".
El Día, Santa Cruz de Tenerife
14/sep/18 6:19 AM
Edición impresa
La plantilla culpa a la mala dinámica

"Insistir y afinar". Es la receta de Joseba Etxeberria para salir de una mala dinámica que impide al Tenerife lograr su primera victoria transcurridos cinco partidos de competición oficial. El cuerpo técnico entiende que el equipo ha dado pasos adelante. Sobre todo a partir de la segunda mitad realizada ante el Deportivo de La Coruña en el Heliodoro.

Es más, se entienden como aisladas las jugadas que dieron origen a los goles del Málaga el pasado sábado y el Cádiz este miércoles en la Copa del Rey. Sobre todo en el caso del choque más reciente, el entrenador blanquiazul considera (y no sin razón) que su equipo fue mejor que el rival, creó más ocasiones claras de gol y no mereció irse al descanso en desventaja. Pero pasó y por quinta vez consecutiva.

En la plantilla está arraigado el sentimiento de que es la mala dinámica lo que está mermando la confianza de sus componentes y penalizando los pocos errores cometidos. Asusta que sean siete las veces que se ha visto por detrás el equipo en el marcador y también la facilidad con la que se encajan esos goles. Pero por otro lado se aferran al trabajo. Y no han perdido la confianza. Como prueba de ello, el esfuerzo extra de cada segunda parte para neutralizar las desventajas.

Se entiende que la solución pasa por aceptar el "insistir y afinar" de Etxeberria para convertir esa insistencia en una victoria que finiquite la mala racha. A partir de ahí, creen, todo fluirá. No obstante, hay cuestiones tácticas por resolver. Una de ellas, la respuesta ante las segundas jugadas. En este tipo de acciones han llegado los dos últimos goles.