Nacional

Unas grabaciones de una comida con Villarejo comprometen a la ministra de Justicia

Madrid, EFE
24/sep/18 14:59 PM
eldia.es
La ministra de Justicia, Dolores Delgado, durante la sesión de control al Gobierno en el Senado./RICARDO RUBIO/ EUROPA PRESS

El PP considera que la ministra de Justicia, Dolores Delgado, no puede continuar en el cargo "ni un minuto más" después de haberse demostrado que ha "mentido de forma tan descarada" sobre su relación con el comisario José Manuel Villarejo.

Así lo ha apuntado en rueda de prensa el secretario general del PP, Teodoro García Egea, quien como ya hizo el líder del partido, Pablo Casado, hace unos días, ha reclamado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que convoque elecciones cuanto antes porque los españoles "no se merecen un Gobierno que mienta".

Para García Egea, que Dolores Delgado siga siendo ministra es "una vergüenza para Pedro Sánchez y para el PSOE".

Y ahora que se conocen los audios difundidos por el digital Moncloa.com de una comida con Villarejo grabada por el propio comisario y en la que estuvo Delgado junto al juez Baltasar Garzón y altos mandos policiales, García Egea ha considerado que la situación de la ministra es ya "insostenible".

Su mentira "descarada" negando relación alguna con Villarejo hace que la titular de Justicia, que además es notaria mayor del Reino, no pueda seguir en el cargo "ni un minuto más", ha dicho García Egea.

En cualquier caso, el PP pedirá explicaciones al Gobierno en las Cortes, tanto en el Senado, donde mañana hay sesión de control y además esta semana precisamente se vota una propuesta para reprobar a la ministra, como en el Congreso, porque el partido registrará preguntas para reclamar a la ministra que se explique.

Y también exige al Ejecutivo que dé explicaciones ante los medios de comunicación, sobre todo después de que hoy, ha recalcado el dirigente 'popular' el PSOE haya anulado convocatorias públicas para no tener que hablar del asunto.

Las grabaciones de Dolores Delgado con Villarejo son para el secretario general del PP un ejemplo más de que la situación del Gobierno no se sostiene y de la necesidad de convocar elecciones.

"Ahora más que nunca España no merece un Gobierno que mienta españoles, es momento de pedir al Gobierno que respete a los españoles y la mejor forma de hacerlo es dándoles la voz", ha dicho el secretario general de los populares.

Por eso ha insistido en que hay que preguntar directamente a los españoles a través de las urnas en lugar de "faltarles el respeto" con un Gobierno que "miente", y que además "se cae a trozos" y es un "lastre" para la ciudadanía, el crecimiento y el futuro del país.

LA VERSIÓN DE LA MINISTRA

En un comunicado del Ministerio de Justicia, la ministra anuncia que comparecerá en el Congreso a petición propia, tras difundirse audios de una comida que compartió con Villarejo y otras cuatro personas en 2009.

Justicia recuerda que Villarejo se encuentra en prisión provisional como presunto autor de "delitos muy graves" y que su estrategia procesal es "atacar al Estado y sus instituciones. Primero cargó contra la Jefatura del Estado con grabaciones relacionadas con el rey emérito. Ahora ataca al Ejecutivo en la persona de la ministra de Justicia".

"A lo largo de los 25 años en que Dolores Delgado ha trabajado en la fiscalía de la Audiencia Nacional tiene recuerdo de haber coincidido con el comisario José Villarejo en tres ocasiones junto a otros mandos policiales y cargos judiciales y fiscales", explica el Ministerio en el comunicado.

El "evento" en el que se grabaron los audios, apunta, tuvo lugar el 23 de octubre de 2009 y fue convocado por el entonces director adjunto operativo (DAO) de la Policía Miguel Ángel Fernández Chico para celebrar la concesión de una medalla a Villarejo.

Delgado no estaba invitada, pero acudió acompañando al entonces magistrado Baltasar Garzón, que se lo pidió, añade Justicia, que destaca que ambos se conocen desde hace 19 años y han colaborado en la desarticulación de cárteles de la droga, comandos de ETA y el entramado institucional de la organización terrorista.

El Ministerio recalca que la amistad entre Delgado y Garzón "es pública y notoria".

Agrega además que en su etapa como fiscal Delgado también ha trabajado "en varias ocasiones" con junto al comisario Enrique García Castaño -presente en la comida-, "al igual que otros muchos jueces y fiscales de la Audiencia Nacional", y lo presenta como "uno de los principales expertos españoles en materia de terrorismo yihadista y de ETA".

El comisario García Castaño, conocido en círculos policiales como "el Gordo" y mano derecha de Villarejo, está imputado como él en el caso Tándem y de su defensa se ha hecho cargo Garzón.

Las primeras informaciones que vincularon a la ministra con Villarejo fueron publicadas por El Confidencial, que apuntaba a un presunto encuentro entre el excomisario y Delgado en el marco del proceso de extradición de un empresario que se tramitaba en la Audiencia Nacional.

En un comunicado, el Ministerio de Justicia garantizó entonces que "mientras ejerció como fiscal" en ese tribunal Delgado "ni concertó ni mantuvo cita alguna con el comisario citado en la información, con el que nunca ha tenido relación de ningún tipo".

La propia ministra aseguró ese mismo día que no había tenido "ninguna relación profesional con ningún asunto" que hubiera llevado Villarejo en la Audiencia.

Al día siguiente el Ministerio insistió en negar cualquier "tipo de relación personal, profesional, oficial o no oficial" con el excomisario "más allá de haber coincidido con él en compañía de otras personas en algún evento".

Las informaciones sobre supuestos favores a un cliente de Villarejo, destaca hoy Justicia, fueron desmentidas tanto por la Fiscalía de la Audiencia Nacional como por la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), el organismo que reclamaba al empresario.