Sucesos

Grave un joven al intoxicarse con humo en un incendio en Ofra

El fuego se originó en la parte baja de una vivienda en la calle Conde de Pallasar en la noche del sábado y los moradores se refugiaron en la planta alta.
El Día, S/C de Tenerife
24/sep/18 6:36 AM
Edición impresa

Un hombre de 26 años de edad resultó intoxicado de carácter grave por la inhalación de humo durante un incendio registrado durante la noche del pasado sábado en una vivienda situada en el Distrito de Ofra, en Santa Cruz de Tenerife. Además, una mujer de 70 años sufrió quemaduras de carácter moderado en las extremidades superiores.

Los hechos ocurrieron concretamente a las 21:43 horas en la calle Conde de Pallasar.

Según los datos ofrecidos por el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (Cecoes) del Gobierno canario, un testigo alertó de que había fuego en la parte baja de un domicilio y que los moradores de la misma se habían refugiado en la planta alta del inmueble.

La sala operativa del 1-1-2 activó a diferentes recursos de seguridad y emergencias, como a bomberos del Consorcio de Tenerife del parque de Tomé Cano, en la capital tinerfeña, así como a dos ambulancias (una básica y otra medicalizada) del Servicio de Urgencias Canario (SUC), agentes de la Policía Nacional, miembros de la Policía Local y voluntarios de la agrupación de Protección Civil de Santa Cruz.

El peor parado en el mencionado suceso fue el citado joven, que tuvo que ser rescatado de la vivienda por parte de los bomberos con una autoescala.

Dicho varón fue asistido por personal sanitario de la ambulancia medicalizada que, después de estabilizarlo, procedió a trasladarlo a las cercanas instalaciones del área de Urgencias del Hospital Universitario Nuestra Señora de la Candelaria (Hunsc).

En el citado recurso medicalizado también fue trasladada la mujer que sufrió quemaduras en sus brazos hasta el referido complejo hospitalario de la capital.

El personal sanitario debió atender a otras dos personas en el lugar de los hechos.

Una de ellas fue una mujer de 71 años de edad, que padeció una crisis de ansiedad de carácter leve.

La otra es un varón de 78 años que tenía heridas incisas en los brazos, que fueron valoradas como de carácter leve por los profesionales que le atendieron.

Agentes de la Policía Nacional destinados en la Comisaría de Distrito Norte de Santa Cruz de Tenerife se hicieron cargo de la instrucción de las diligencias por el incendio.

Además, las patrullas de la Policía Local y los integrantes de Protección Civil se ocuparon de colaborar con el resto de recursos que intervinieron, según la información ofrecida por parte del Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad ayer.